ACTUALIZADO A LAS
10:14

La muerte de otro joven conmocionó a Venezuela

Caracas ·
I
20 jun 2017 / 15:45 H.

Un grupo de diputados opositores venezolanos acudió este 20 de junio hasta la comandancia de la Guardia Nacional, el cuerpo militar encargado del orden público, para exigir “justicia” por la muerte del joven de 17 años causada presuntamente por un disparo de un efectivo de la institución castrense.

Los parlamentarios llegaron a la sede militar vestidos de negro y con pancartas de protesta para reclamar la muerte de Fabián Urbina, que recibió un balazo en el pecho durante una manifestación opositora celebrada en la capital venezolana.

Los opositores dejaron en las puertas de la comandancia ataúdes de cartón, bolsas negras que simulaban cuerpos de víctimas y fotografías que muestran a funcionarios militares portando lo que parecen armas de fuego y cuyo uso está prohibido para el control de manifestaciones.

“Hoy vinimos aquí a la Comandancia de la Guardia Nacional para decirles que no pueden seguir asesinando a los jóvenes venezolanos en las calles, que son jóvenes como ustedes y que pasan las misma necesidades que están pasando ustedes”, dijo desde el lugar el diputado Tomás Guanipa, acompañado de más de una docena de legisladores.

“Eso que hicieron ayer es asesinato, asesinaron a un joven e hirieron a otros seis con armas de fuego y esos son delitos de lesa humanidad que no prescriben”, prosiguió.

Los opositores además entregaron un registro de las 75 muertes producidas desde que se iniciaron las protestas antigubernamentales, el pasado 1 de abril, varias de ellas por armas de fuego.

Fabián Urbina murió de un disparo que le propinó presuntamente un militar durante una marcha opositora el lunes 19 en Caracas, en la que resultaron heridas de bala otras seis personas.

Al confirmar la muerte del joven de 17 años, el comandante de la Guardia Nacional, general Antonio Benavides, dijo que ordenó la “detención de los efectivos” de esa fuerza “implicados en (...) el uso de armas de fuego” en el sector de Altamira, donde ocurrieron los hechos.

Benavides recordó que sus hombres tienen prohibida la utilización de dicho armamento en el control de disturbios.

“No avalo y condeno categóricamente el uso de armas de fuego en operaciones para el restablecimiento del orden público”, subrayó en Twitter.

Previamente, el ministro de Interior, general Néstor Reverol, había atribuido el caso a un presunto “uso indebido y desproporcionado de la fuerza”, y garantizó la “aplicación implacable de la justicia”, según mensajes en Twitter.

Un video de la AFP muestra a un militar accionando lo que parece ser una pistola contra manifestantes en el distribuidor vehicular de Altamira, donde ocurrieron los hechos.

El deceso del adolescente puso en cuestión afirmaciones del ministro de Defensa y jefe de la Fuerza Armada, general Vladimir Padrino López, de que los militares no usan armas letales para contener las protestas.

“No se usan armas letales en manifestaciones públicas de Venezuela. Eso quedó en el pasado”, aseguró el oficial en una entrevista publicada el 11 de mayo.

LEE TAMBIÉN
LEE TAMBIÉN
Instagram Diarioextra