ACTUALIZADO A LAS
23:58

Mauricio Altamirano: “Soy un reportero completo”

I
22 ene 2018 / 00:00 H.

Algunos no pueden verlo ni en pintura. Pero como de todo hay en la viña del Señor, otros son más tolerantes y el presentador y reportero Mauricio Altamirano les parece un personaje que los divierte con sus locuras y sus notas. Dejó El club de la mañana, de RTS, en el cual manejaba el contenido del segmento Farándula en la mira y, además, era presentador. Volvió a TC, canal que le dio su primera oportunidad y debutó en De boca en boca el primer día laborable del 2018. Lo suyo es la farándula.

Por la plata bailan el mono, el perro, el gato y hasta el Cuy.

Pensé en la plata, pero también en mi crecimiento profesional. Por ello acepté la propuesta de TC.

En RTS te han permitido estar en varias ocasiones.

La última vez estuve tres años. Han sido tres ocasiones en RTS. Me inicié en TC como investigador del talk show Mariteri en 2006, he pasado por Teleamazonas, Canal Uno y Canela TV. No quisiera saltar de canal en canal. Del Oriente vine a Guayaquil (aunque nació en la provincia de El Oro) a buscar trabajo, pero no lo hacía por irme al espacio A todo dar.

La Veneno (Silvana) Torres está a punto de ausentarse de la pantalla por su maternidad. ¿Te veremos también en De casa en casa?

Estoy solamente en De boca en boca, lo otro no lo sé. El otro día me invitaron a De casa en casa. Recién estoy adaptándome al ritmo. Acá me preocupo solamente por las notas. Ya no soy el director de contenido como en el segmento Farándula en la mira, de El club de la mañana. Ese peso recae en el productor Marlon Acosta. Lo entiendo porque he estado en sus zapatos. Allá eran 15 minutos, acá son dos horas de programa.

Ojalá no vuelvas a pelearte con Miguel Cedeño, ahora son de nuevo compañeros.

Mauricio Altamirano: “Soy un reportero completo”

Estuvimos tres meses distanciados por el asunto de una cobertura. Usted lo entrevistó y él habló bien de mí. Lo llamé a agradecerle porque, a pesar de no llevarnos en ese entonces, no se expresó mal. No le guardaba rencor. Limamos asperezas y luego salimos a un centro comercial. Todo quedó en el olvido.

Podría darse un choque de egos...

Ya llegué, ahora hay que mantenerse. Para bien o para mal saben quién es el Cuy. En El club de la mañana salía poco en pantalla. Me acoplo fácilmente a las duplas, a la gente trabajadora. En El club hay un orden y en De boca en boca también, así no surgen problemas. Llegué a sumar y Miguel brilla con luz propia.

Antes de irse recomendó a Cinthya Naveda para que ocupe su lugar en RTS.

Sí lo hice, es la que más tiempo tiene. Cuando me fui de vacaciones sugerí que se quede y cuando regresé me gustó la química que se había dado. Pensé en función de la producción. Al final la contrataron, ahora está a cargo del segmento.

Tu salida de RTS se dio en el momento en que otros talentos se marcharon. ¿Será que te dio miedo y te fuiste para evitar el remezón por reducción de personal?

Estoy seguro de mi trabajo, aunque sé que nadie es indispensable. Lo que sí sé es que no estaba en la lista negra de RTS. Como en cualquier canal se han dado cambios. Desde hace tiempo era la primera opción para estar en De boca en boca. No se dio entonces, no llegamos a un acuerdo.

No tiene enemigos

Mauricio Altamirano: “Soy un reportero completo”

Tuviste un problema con el bailarín y maestro Hugo Guerrero por un meme. Corría el riesgo que te demanden.

No busqué el conflicto, no pensé que Hugo se iba a molestar, sino que le iba a causar risa. Soy cargoso, vi una foto suya bailando y me pareció chistosa y la usé para hacer un meme.

Hugo Guerrero no es tu amigo. ¿Pecaste de exceso de confianza?

Sí. No ofendí su carrera ni sus años de trayectoria. Me sorprendió su reacción. Apenas supe que se enojó borré la foto de Instagram. Sin embargo, él la dejó y sus seguidores no se expresaron muy bien de mí. Tengo como política en las redes sociales no dejar que la gente me insulte o insulte a otras personas, aunque mi cuenta es privada. Si es necesario los bloqueo.

¿Tienes enemigos?

Prefiero no llamarlos así, porque eso viene del odio. Seguramente existe gente a la que no le simpatizo y eso lo comprendo. En la calle siento el afecto del público y en mis redes han aumentado los seguidores. Por lo ocurrido en tan poco tiempo me siento abrumado.

Alegría y energía

Tu colorido look no convence...

Generalmente no visto así, pero me gusta. Veo mi look acorde a lo que es el programa, hay que transmitir alegría, energía y positivismo. La decisión fue de los ‘duros’, los que están al frente de producción. Me probé varios looks y ellos lo eligieron. He subido de peso, tengo que hacer dieta y ejercicios. Nada de liposucciones. Quería someterme a una para estar flaco, pero no. La grasa la tengo en los órganos, esa es la más peligrosa y difícil de perder.

A tu jefe Marlon Acosta no le hacen gracia los grupos de WhatsApp por los contenidos que a veces se exponen. Tú eres el administrador de uno...

Mientras eso no afecte mi productividad no hay problema. Sigo ahí, llevo más de tres años en el grupo, soy el creador. Marlon respeta mi independencia. En el grupo no hablamos más de la cuenta. Antes de terminar esta entrevista quiero comentar que me siento más maduro. Gracias por tomarme en cuenta. Si pude llegar, también pueden hacerlo otros. Pídanle de rodillas a Dios que los bendiga.

TAGS:

LEE TAMBIÉN
Instagram Diarioextra