ACTUALIZADO A LAS
23:24

¡Llegaron los ovnis “invisibles”!

Según un experto, se han identificado 57 razas de alienígenas.

09 ago 2016 / 18:48 H.

Germania Salazar | Redacción Guayaquil

“He tenido dos tipos de contactos extraterrestres. Uno fue el 15 de marzo de 2009. Estábamos subiendo a una colina llamada la Montaña del Indio junto a unos amigos que no creen en los ovnis. Ellos solo me acompañaron y no me criticaron”, cuenta Douglas Josué, venezolano dedicado a la investigación de la vida extraterrestre.

Agrega en su narración que tardaron como treinta minutos en llegar a lo alto de la colina y que solo contaban con un teléfono de baja resolución. Pero a las 18:30 uno de sus compañeros divisó unas bolas blancas a unos nueve mil metros de distancia. Ante esto sacó su teléfono y grabó. “Parecían de fuego y que estaban sincronizadas porque aparecían y desaparecían de otro lugar”, acota.

El segundo encuentro fue el 7 de agosto del 2014. Este ocurrió mientras dictaba una charla sobre vida extraterrestre en un parque botánico, el más importante de Caracas, donde fueron citados los asistentes a la una de la tarde.

Luego de dos horas se fijó en una mujer con lentes oscuros, a quien le dijo que se los quitara. Según señala, ella le dijo que pertenecía a una raza de seres superiores y que en el universo había billones de especies, por lo que le era difícil decir de dónde venía. Además, la mujer afirmó que existían varios sistemas solares. “Me dijo que debía seguir con mi misión de difundir la información que me habían dado, que estaba protegido por entidades superiores y que, próximamente, iba a tener un contacto. También que hasta estaría dentro de una nave”, cuenta el investigador. Acto seguido, la mujer se fue.

Josué subraya que el ser se presentó en forma extrasensorial (espiritual), a través de siete personas más que comenzaron a hablar sobre el tema. “En ese instante parecía que el tiempo se hubiera detenido”, narra.

 

POR QUÉ NOS VISITAN

Según Douglas, los seres extraterrestres más conocidos son los grises, que vienen con fines de hacer intercambios biológicos entre su raza y la de los humanos, precisa el autor del libro Lo que la humanidad olvidó.

“Son entidades biológicas, procedentes del espacio, con poderes especiales en astronomía, ingeniería, matemáticas...”, acota.

Los Objetos Voladores No Identificados (OVNI) son vehículos hechos con alta tecnología, que rompen las barreras del espacio y viajan a la velocidad de la luz. “Los últimos años se han visto ovnis que cambian de forma, aspecto y color, y más recientemente, en 2015, aparecieron unos que son invisibles al ojo humano, pero que se los puede ver con cámaras infrarrojas”, resalta.

Estos aparatos tienen la capacidad de romper y atravesar cualquier materia o elemento químico. Por este motivo pueden estar bajo el mar o dentro de un volcán. “Se los llama OSNIS, Objetos Submarinos No Identificados. En mis investigaciones he comprobado que las religiones, sectas o grupos que practican una determinada creencia son testigos del poder de estos seres. Es decir, cuando se habla de espíritus o presencias divinas, se habla de seres extraterrestres que interactúan mediante vibraciones acústicas”, acota.

“Algunos dicen que los extraterrestres son demonios porque es una forma de poner resistencia a la existencia de otros tipos de vida”, remata.

En este sentido, comenta que se han identificado 57 especies o razas alienígenas, que vienen al planeta con distintos propósitos y que, a su vez, dan soluciones a los gobiernos para los problemas universales de la sociedad.

Para reforzar sus investigaciones, el experto cuenta con vídeos que están en las redes sociales, los cuales pueden ser vistos en nuestra edición digital.

 

“Tienen semiespíritus energéticos”

Miguel Ochoa

Espiritista

 

“Dios es la inteligencia suprema y causa primera de todas las cosas, creador de todo lo que existe”, señala el espiritista Miguel Ángel Ochoa Sanipatín, del centro espirita Enmanuel.

Añade que el poder de Dios es universal y, por ende, la creación es universal e infinita: “Dios nos creó a su imagen y semejanza. Por eso nuestra naturaleza es espiritual”.

Opina que todos los seres de los diferentes universos son espirituales y revisten de un cuerpo, según las características de cada mundo o planeta. Influyen la atmósfera, la gravedad, etc. “Hay seres que no son visibles a nuestros ojos humanos. No los podemos ver y eso no significa que no existan”, añade.

“Es verdad que somos visitados por seres de otros mundos, pero no hacen daño porque son más evolucionados que nosotros. Fuimos creados por Dios para amarnos los unos con los otros, como hermanos que somos. También hay humanidades menos evolucionadas que nosotros, pero por eso no vienen a visitarnos porque viven en mundos atrasados y de sufrimientos”, indica.

“Los extraterrestres son seres que habitan otros mundos, pero no necesariamente deben ser como nosotros. Tienen cuerpos semiespirituales o energéticos, otras formas, otras características u otras pieles”, explica el espiritista.

Así que hay diferentes categorías, pero “no existen como demonios”. “Todo espíritu es dado en un cuerpo para una nueva existencia”, concluye.

 

“No estamos anatómicamente diseñados para entender la grandeza que existe”

Jaime Rodríguez

Ufólogo

“Históricamente hablando, cuando revisamos la semblanza de cualquier pueblo, sin excepción de este planeta, encontramos a lo que se llama los ‘Señores de las estrellas’. Con cualquier denominación o apelativo, siempre vamos a encontrar a seres viniendo del espacio exterior a interactuar en este planeta”, desvela el ufólogo Jaime Rodríguez.

Su nombre se debe a que no son de la Tierra, sino de fuera de ella. De ahí el término extraterrestres. “En este planeta hay más de seiscientas formas de seres. Y que con este ejemplo nos podemos imaginar cuántas formas de seres y de vida deben existir en el cosmos. Hasta el momento hemos descubierto 13 mil formas de vida en el mar. No estamos anatómicamente diseñados para entender la grandeza que existe”, valora Rodríguez.

Dentro de su experiencia, afirma haber visto unas cuarenta naves extraterrestres durante recorridos que ha realizado por diferentes países para diversos documentales: “Los ovnis son naves que están conducidas por seres inteligentes, no se mueven solas”.

Para el entendido, los extraterrestres también son seres de carne y hueso. “Hay que comprender cómo funciona el cosmos. Este es como una escuela. En cada aula están los diferentes planetas donde viven estos seres extraterrestres, con un nivel de frecuencia y conciencia X, diferente”, finaliza Rodríguez, autor del libro Mi reino no es de este mundo.

 

¿Ángeles o demonios?

Luis Riera

Teólogo

“Si hablamos de los extraterrestres podrían ser seres o entidades espirituales que habitan en las regiones celestes, como el primer cielo y espacio. Hay dos corrientes teológicas en la Biblia: una apunta a espíritus del mal, del reino de las tinieblas; la otra, a seres celestiales de Dios (ángeles)”, señala Luis Riera, máster en teología de la Universidad Cristiana de América. Dependiendo de la manifestación, características y virtudes de los extraterrestres, las personas que experimentan verlos pueden deducir si son del bien o del mal.

Riera añade que hay cosas secretas que pertenecen al Creador, pero hay otras que el ser humano ha descubierto, como la presencia de estas entidades espirituales que se manifiestan para intervenir en este mundo. Y cree que son diferentes a los seres humanos creados por Dios.

 

¿Cómo son los contactos?

• Contacto extraterrestre:

es aquel que se llega a entablar con visitantes del espacio exterior.

 

• Contacto intraterrestre:

aquel que se produce con seres de origen terrestre o extraterrestre que viven o tienen bases subterráneas en diversos puntos del planeta.

 

• Contacto Interdimensional:

llega a darse cuando la comunicación es con seres que no están en forma física, sino en otra dimensión.

A los contactos también se los denomina ‘encuentros’ y son de cinco tipos distintos:

 

1. Cuando uno observa algo extraño en el cielo, que no sabe qué es.

2. Cuando se siente la necesidad compulsiva de salir a ver el cielo o de mirar en tal o cual dirección, y ve un objeto extraño.

3. Cuando se ve a los tripulantes de una nave, también se podría ver una esfera luminosa o ‘canepla’, que mide desde pocos centímetros hasta un metro y medio de diámetro, en el campo o entrando en nuestra habitación. También se podría ver a un ser proyectado, como un holograma.

4. Cuando los tripulantes invitan a una persona a subir dentro de la nave o, en algunos casos, llevan por la fuerza a la persona (abducción).

5. Cuando la persona es llevada en la nave fuera de la Tierra. Esta salida también puede darse a través de una puerta interdimensional artificial o ‘xendra’.

 

Los contactos pueden darse de diferentes formas, siendo estas:

• Psicográfica: cuando una persona recibe el mensaje mentalmente y siente la necesidad de transcribir lo que llega a la mente. Es una escritura automática.

• Telepática: cuando se tiene una manera directa de comunicación mental. También se transmiten emociones.

• Físico: sucede durante los encuentros con las naves o los tripulantes. Las personas suelen recibir mensajes mentalmente.

• Astral: en los viajes astrales, la comunicación es mental.

 

 

 

LEE TAMBIÉN
Instagram Diarioextra