ACTUALIZADO A LAS
18:31
vacio
-- / --

Radiografía alimenticia del ecuatoriano: ¿buena o mala para nuestra salud?

I
27 nov 2017 / 00:00 H.

El consumo elevado de alimentos poco nutritivos, con alto contenido de grasa, azúcar y sal, son algunos de los factores que caracterizan a los ecuatorianos.

A esto se suma la reducción de los niveles de actividad física y el uso de tabaco que también generan varios síntomas negativos en la salud.

Según datos de la última Encuesta de Salud y Nutrición (ENSANUT 2012) demostró que más de la mitad de la población padece sobrepeso y obesidad.

Esta patología esta asociada con enfermedades crónicas no transmisibles como la diabetes, hipertensión, cáncer, entre otras, a las cuales se les atribuyen las primeras causas de muerte en el Ecuador.

Pese a estos factores perjudícales para nuestro bienestar, a los ecuatorianos parece que nos gusta comer como nos venga en gana y no específicamente algo saludable.

En Ecuador, según estimaciones realizadas en 2011 por el Instituto Ecuatoriano de Estadísticas y Censos (INEC), la diabetes mellitus tipo II, la enfermedad hipertensiva y la enfermedad cerebrovascular fueron las principales causas de muerte.

Pero ¿cómo se alimenta Ecuador realmente? La respuesta varía de acuerdo a la región, el sexo, la edad y su situación económica.

A continuación revisa el detalle de alimentación segmentado por nutrientes, alimentos y cantidades que los ecuatoriano consumimos:

Calorías

Radiografía alimenticia del ecuatoriano: ¿buena o mala para nuestra salud?

La población de 1 a 3 años consume 1192 kcal, y aumenta a 1613 kcal para el grupo de 4 a 8 años de edad.

Por sexo evidencian que en promedio el consumo habitual de calorías en adultos de 19 a 59 años es mayor en hombres (2143 kcal) respecto a mujeres (1822 kcal).

En hombres, el consumo de calorías aumenta progresivamente hasta alcanzar los 30 años de edad y luego decrece, no así en mujeres, en quienes el mayor consumo de energía se presenta en la adolescencia.

Un menor consumo de calorías se refleja en la Sierra rural y la Amazonía rural en comparación con las demás subregiones del país.

Mientras en la Costa rural y Guayaquil, en promedio, existe el mayor consumo de calorías (2032 kcal y 2025 kcal, respectivamente) respecto al resto de subregiones.

En Ecuador, un promedio del 12% del consumo total de calorías proviene de las grasas saturadas, cuando las recomendaciones internacionales establecen que el aporte de grasas saturadas a la dieta debe ser menor al 10%.

Cabe destacar que el arroz es el alimento que en mayor proporción contribuye al consumo diario de calorías a escala nacional, así como en todas las subregiones del país.

Proteínas

Radiografía alimenticia del ecuatoriano: ¿buena o mala para nuestra salud?

El consumo habitual de proteína es mayor en hombres respecto a mujeres.

El porcentaje de la población que no llega a cumplir con los requerimientos de proteína (6%) es mayor a partir de los 51 años de edad. Así, el 17% de hombres y el 23% de mujeres de este grupo etario presentan consumos inadecuados de proteína.

Según la encuesta, prácticamente toda la población de 1 a 13 años cumple con los requerimientos de este macronutriente, por lo que la inadecuación de proteína en este grupo es prácticamente inexistente (<3%).

Por subregión, el porcentaje de la población que no cumple con los requerimientos de proteína es mayor en la Sierra rural (11%) respecto a las demás subregiones del país.

El arroz y el pollo son los alimentos que contribuyen en mayor proporción al consumo diario de proteínas en el país. Así, a escala nacional el 19.2% del consumo diario de proteína proviene del arroz, y el 18.2% proviene del pollo.

Carbohidratos

Radiografía alimenticia del ecuatoriano: ¿buena o mala para nuestra salud?

El promedio de consumo de carbohidratos es de 328g en hombres de 19-59 años, cantidad mayor a la estimada en mujeres de la misma edad (276g).

El consumo de carbohidratos en el país se presenta incluso excesivo en gran parte de la población. El porcentaje de la población que excede con el consumo de este macronutriente es 29% a escala nacional.

El problema del exceso en el consumo de carbohidratos aumenta conforme se incrementa la edad, específicamente a partir de los 51 años. Así, el 40% de los hombres y el 47% de las mujeres que oscilan los 50 años de vida presentan un consumo excesivo de carbohidratos

El consumo elevado de carbohidratos, particularmente de aquellos con alto índice glicémico, como el arroz blanco y el pan, ha sido asociado a niveles elevados de triglicéridos, mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo II y enfermedades cardiovasculares.

La Costa rural es la subregión que en mayor proporción reporta consumos excesivos de carbohidratos (44%) respecto a las demás subregiones del país.

El población más pobre es la que en mayor proporción presenta consumos excesivos de carbohidratos respecto al segmento de mayores ingresos económicos (44.9% vs 15.1%).

A escala nacional, el arroz, el azúcar y el pan son los alimentos que en mayor proporción contribuyen al consumo diario de carbohidratos (47.3%, 8.3% y 6.0%, respectivamente).

Las gaseosas, por su alto contenido de azúcar, también se encuentran entre los alimentos que más contribuyen al consumo diario de carbohidratos a escala nacional.

Grasas

Radiografía alimenticia del ecuatoriano: ¿buena o mala para nuestra salud?

El consumo habitual y la inadecuación de grasa en el país no es un secreto. El porcentaje de la población que no cumple con el requerimiento de grasas es de 23% a escala nacional.

Este porcentaje es mayor en niños menores de 3 años (58%) y en hombres de 14 a 18 años (43%).

Un consumo inadecuado de grasa reduce significativamente la disponibilidad de ácidos grasos esenciales a-linolénico y linoléico.

La deficiencia de estos ácidos grasos en la infancia y adolescencia se asocia con retraso en el crecimiento, dermatitis, fragilidad eritrocitaria, retraso en el desarrollo puberal, así como con alteraciones en el desarrollo cognitivo y trastornos neurológicos.

El consumo excesivo de grasas, aunque en proporciones modestas, se focaliza en las áreas más desarrolladas del país, particularmente en Quito (11%). Las personas de mayores ingresos económicos consumen más cantidades de grasa respecto a las más pobres.

A escala nacional el alimento que más contribuye al consumo diario de grasas totales es el aceite de palma, seguido por el pollo y el pan (20%,

14.5% y 9.3%, respectivamente).

Consumo promedio de alimentos:

Radiografía alimenticia del ecuatoriano: ¿buena o mala para nuestra salud?

Carnes y embutidos: Este grupo incluye a aves, pescados, mariscos, carnes rojas, y embutidos como la salchicha, jamón, mortadela y similares.

El consumo de carnes y embutidos aumenta progresivamente conforme se incrementa la edad, y disminuye a partir de los 51 años. Los hombres consumen en promedio mayor cantidad de carnes y embutidos que las mujeres para todos los grupos etarios.

Panes y cereales: este grupo incluye arroz, maíz, cebada, avena, trigo, harinas, pan, fideos, amaranto, quinua y similares.

En promedio, los ecuatorianos consumen 240 gramos al día de panes y cereales. Su consumo aumenta progresivamente hasta los 30 años, y luego decrece ligeramente. Los hombres son los que consumen mayor cantidad de panes y cereales que las mujeres para todos los grupos etarios.

Lácteos y derivados: En este grupo se incluye a la leche, el yogur y el queso.

El consumo de lácteos y derivados decrece progresivamente conforme aumenta la edad. En el periodo de niñez de las personas su consumo oscila los 180-215 ml por día; en la adolescencia desciende a un promedio de 167-194 ml por día; mientras en los adultos 140-183 ml por día.

Frutas y verduras: Este grupo incluye frutas como manzana, naranja, tomate de árbol, sandía, piña, pera y similares, y verduras como brócoli, coliflor, tomate riñón, lechuga, acelga, espinaca, zanahoria, y similares.

Los ecuatorianos comprendidos en edades 1 a 59 años apenas alcanzan a consumir unos 183 g. Mientras la mujeres son las que más prefieren la ingesta de este tipo de productos.

La Organización Mundial de la Salud recomienda el consumo mínimo de 400 g de frutas y verduras al día para la prevención de enfermedades crónicas no transmisibles.

En el Ecuador el consumo promedio de frutas y verduras, tanto en hombres como en mujeres de los distintos grupos etarios, no llega a cumplir con las recomendaciones internacionales.

Leguminosas: este grupo incluye fréjol, arveja, chocho, garbanzo, habas, lentejas y similares.

El consumo promedio de leguminosas es 42 gramos/día a escala nacional. Su consumo se incrementa progresivamente conforme aumenta la edad, y es mayor en hombres respecto a mujeres para todos los grupos etarios. Varios estudios epidemiológicos muestran el efecto protector de las leguminosas en el desarrollo de enfermedades cardiovasculares (ECV).

Bebidas azucaradas: Este grupo incluye gaseosas, energizantes y jugos artificiales endulzados con azúcar.

El consumo promedio de bebidas azucaradas es mayor en hombres de 19 a 30 años, en comparación con los demás grupos etarios.

Además desde muy temprana edad se expone a los niños al consumo de bebidas endulzadas y que la población en general consume una buena cantidad de azúcar a través de este tipo de bebidas.

¿Qué hacer para mantenerte saludable?

- Come más vegetales, frutas y alimentos integrales.

- Limita el consumo de grasas trans y saturadas, y los alimentos ricos en colesterol y azúcar.

- Practica al menos 30 minutos de ejercicio moderado al día.

- Controla tu presión arterial y colesterol.

- Deja de fumar, en el caso que lo hagas.

- Visita al médico periódicamente para chequeos.

- Dormir entre 7 y 8 horas al día.

Fuente: INEC - Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (ENSANUT-ECU 2012)

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.extra.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

LEE TAMBIÉN