ACTUALIZADO A LAS
10:52
vacio
-- / --

Asesinó a machetazos a su cuñado mientras libaban

Milagro ·
14 oct 2019 / 11:21 H.

“Era como si el diablo se le hubiera metido. Estaba como loco”, eran los rumores del asombrado populacho en las calles Rosa Paredes y 5 de Junio de la parroquia que lleva el mismo nombre, al referirse al joven que le destrozó la cabeza a machetazos a su cuñado.

Todo ocurrió pasadas las diez de la noche del domingo, dentro de la casa esquinera en la que habitaba Luis Alberto Lara Salazar.

Minutos antes de ser asesinado, estaba disfrutando de unas “chelas” con su esposa, cuñado y concuñada. Era una noche de copas tranquila, hasta que, por causas todavía desconocidas, Jean Carlos Chacón, hermano de su pareja, lo atacó con un machete hasta dejarlo sin vida.

“El man salió y de nuevo se regresó a rematarlo”, dijo un primo de la víctima que deja tres menores de edad en la orfandad.

El populacho lo acorraló

Asesinó a machetazos a su cuñado mientras libaban

Una vez cometido el crimen, frente a su esposa y hermana (pareja del fallecidio), “el huaco” salió de la casa y causó daños en el carro de una vecina que estaba estacionado del otro lado de la calle.

En ese momento, el populacho salió y tras un enfrentamiento a puños, lo corretearon hasta su casa que está a una cuadra y media de distancia. Durante la persecución, el iracundo sujeto que no supera los 20 años de edad, arrojó el machete ensangrentado con el que asesinó a su cuñado.

Mientras tanto, en la escena del crimen, la esposa de quien era conocido como “chaguis” junto a la conviviente del principal sospechoso, lamentaban lo sucedido. Ellas fueron retenidas para que rindan su versión de los hechos.

Celina Lara, hermana del occiso, observaba desde lejos a los agentes de la Dinased que fotografiaban la escena. Ella no dejaba de llorar y pedía que el responsable, quien fue entregado a las autoridades, sea sancionado por lo que hizo.

La forma en que fue asesinado Luis Alberto, generó conmoción en quienes lo conocieron. Mónica Carranza por ejemplo, es una vecina que llegó al lugar de los hechos tras escuchar la bulla y lamentó cómo quedó el cuerpo del padre de tres menores. “Ahora esos niños van a crecer sin su padre, qué pena que me ha dado”, expresó mientras trataba de consolar a la hermana del fallecido.

El fiscal Orly Argudo mencionó que se tiene como evidencias un machete y al presunto responsable del hecho bajo custodia.

Aunque se trataría de una riña familiar, profundizará las investigaciones para establecer las verdaderas causas, pues supuestamente no era la primera vez que la víctima y su verdugo se enfrentaban.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.extra.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

LEE TAMBIÉN