ACTUALIZADO A LAS
16:34
vacio
-- / --

Lo que debes y no deberías hacer si eres despedido del trabajo

I
26 ago 2019 / 00:00 H.

Quedarse sin ‘camello’ en estos tiempos puede ser un dolor de cabeza. Si bien dejarás de madrugar para ir a tu trabajo, también dejarás de recibir ese ‘billete’ que te ayuda a pagar las cuentas en tu casa y mantenerte a ti mismo.

Al ser despedido puedes recibir una cantidad importante de dinero; sin embargo, deberás empezar a dosificar tus gastos hasta que vuelvas a ‘camellar’ y así no quedarte totalmente ‘chiro’.

¿Cómo evitar el mal manejo del dinero que recibiste por tu despido?; ¿Qué debes hacer y qué no con ese ‘billetito’? Un experto en materia económica recomienda algunos pasos inmediatos a seguir si fuiste despedido recientemente:

- Qué hacer

Aprovechar el seguro de desempleo

Lo que debes y no deberías hacer si eres despedido del trabajo

El economista y catedrático Guido Macas indica que las personas despedidas deben aprovechar como primera opción el seguro de desempleo.

“Por lo menos te ayudará para estar por algunos meses con un sueldo que te va a permitir equilibrar tu finanzas”, explica.

Si eres afiliado al Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) además de recibir una indemnización por despido intempestivo, puedes aplicar al seguro de desempleo que otorga la institución.

Con esta opción, vigente desde 2016, recibirás un dinero proporcional a tus últimas remuneraciones durante un máximo de cinco meses.

Recuerda que para solicitarlo debes primero haber cumplido 60 días desempleado. A partir de entonces, tienes un plazo de 45 días para acceder a este beneficio.

Saber cuánto recibes

Macas indica que las personas deben asesorarse para asegurarse de que la liquidación que reciben es la adecuada. “Mucha gente no sabe, por ignorancia en ciertos casos, lo que la empresa le debe dar, los hacen firmar y ya está. Creo que ahí deben consultar a un abogado para ver si están siendo liquidados adecuadamente.

Planificar gastos fijos

Lo que debes y no deberías hacer si eres despedido del trabajo

En casa siempre habrá planillas y cuentas que pagar. Por esto el economista recomienda hacer una planificación donde se detallen los gastos fijos.

“Si arriendan, o (compran) cosas de alimentación, tienen que ir definiendo e ir separando los gastos que no pueden evitarse. Tratar de reducirlos por lo menos hasta que se consiga un trabajo”, advierte el catedrático.

- Qué no deberías

Gastarte todo y endeudarte

Lo que debes y no deberías hacer si eres despedido del trabajo

Una vez recibido ese ‘billete’ te verás tentado a gastártelo en cosas innecesarias o que no sean prioridad. “Las personas cuando son despedidas dicen ‘bueno vamos a viajar, a disfrutar las vacaciones’... Eso es lo que las personas no deben hacer porque eso es gasto y ya no hay ingreso permanente. Están gastando dinero que ya no lo volverán a tener porque se quedaron sin trabajo”, señala Macas.

Si no consigues ‘camello’ pronto...

Lo que debes y no deberías hacer si eres despedido del trabajo

El economista detalla que normalmente cuando las personas obtienen un dinero por liquidación o tenían unos ahorros, hasta no conseguir trabajo, “que es lo más probable en los próximos 3 meses”, se debe pensar en la opción de emprender algo.

“Algo que te permita subsanar los gastos más básicos. Una tienda, algo de comer, vender bisutería, o comprar ropa para vender”, explica. “Mucha gente que está sin empleos vive de eso”, agrega.

Macas indica que estas opciones son las más prácticas y no se necesitan tener amplia experiencia en ello.

Si bien emprender es una salida, no debe hacérselo en cosas muy grandes. ¿La razón? Podrían no generar mucha fluidez de dinero inmediato y la inversión no se recuperaría rápido.

“Debe poner un negocio donde el costo de usar eso sea básico, no negocios donde sea una mayor cantidad de dinero y la persona no tenga capacidad de gastar más”, indica.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.extra.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

LEE TAMBIÉN