ACTUALIZADO A LAS
17:21
vacio
-- / --

¿Por qué Mafalda nos sigue gustando?

Ecuador ·
E
29 sep 2016 / 09:19 H.

Mafalda, una de las creaciones más famosas del caricaturista argentino Joaquín Salvador Lavado, más conocido como ‘Quino’, cumple 52 años este 29 de septiembre de 2016.

Apareció por primera vez en 1964 en la revista Primera Plana y desde entonces no ha dejado de sacar sonrisas a millones de personas alrededor del mundo.

Para su creación, Quino se inspiró en Peanuts (Rabanitos), Periquita y Blondie (Lorenzo y Pepita).

Alfredo García, presidente del Cómic Club de Guayaquil, explica que a pesar de que el argentino se inspiró en dichas caricaturas, Mafalda se diferenció de ellas por presentar “contenido social”. “Charlie Brown y Periquita trataban cuestiones más de chicos. Quino, a través de personajes como Mafalda y sus amigos, abarcaba otras preocupaciones”.

Por ejemplo, mientras Mafalda presenta a una niña preocupada por los conflictos que agobian al mundo, Susanita ejemplifica a un sector de la sociedad más conservador al que solo le preocupa “casarse y tener hijitos”. También está Manolito, para quien los negocios son la prioridad o Felipe, quien vive soñando.

En esto concuerda Mauricio Gil, de la Escuela del Cómic, quien define a la protagonista como “una niña que pensaba como adulta”. Por eso, considera que su humor satírico fue capaz de incorporarla tanto a la época en la que Quino la hizo, como a los tiempos actuales. “Logra captar ese tipo de carácter irónico”, añade Gil.

“Quino moldeó a su gusto a la famosa niña sambita en base a todo el boom político de aquellos años duros que pasó su tierra natal, Argentina. Mafalda se convirtió en la voz misma del pueblo sufrido y llegó tan lejos que hoy en día es un icono referencial del ‘cartoon’ de protesta”, opina el caricaturista Adrián Peñaherrera, para quien el gaucho fue un gran referente para la creación de su caricatura de opinión, ‘Bollo’.

“Esa combinación de inocencia en sus trazos, más la fuerza del mensaje, llevó a Mafalda a cruzar las fronteras de la comunicación”, agrega.

A decir de los tres, luego de los setenta, al menos en Latinoamérica, “todo el mundo está influenciado por el humor negro de Quino”.

“Mafalda es uno de los referentes a los que hay que ceñirse”, recalca García.

Y aunque Quino ya no dibuja a su emblemática hija, sus viñetas permanecen recopiladas en varias antologías que incluso cuentan con sus versiones digitales aptas para soportes como Kindle.

Mafalda, aún con 52 años, sigue siendo la niña que con sus reflexiones adultas sacude al mundo.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.extra.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

LEE TAMBIÉN