Exclusivo
Actualidad

¡Balazos en el portón!

Femicidio y suicidio en San Lorenzo. Hombre no aceptó que su relación terminó y atacó a su ex. Luego se mató.

esmeraldas
Yuliana Cortez Montaño y Oswaldo Javier Arboleda cuando compartían de su relación.Cortesía

Tenían varios meses separados, pero él insistía en volver. La madrugada del domingo 13 de diciembre de 2020 , Oswaldo Javier Arboleda habría intentado acercarse a su expareja, Yuliana Cortez Montaño, de 34 años, pero llevaba un malévolo objetivo.

Él disparó contra ella y luego se suicidó. El hecho ocurrió en el sector Las Carlotas, del cantón San Lorenzo, en la provincia de Esmeraldas. Ayer, Arboleda y Cortez eran velados.

Tras la alerta recibida al ECU-911, los agentes de la Unidad de Muertes Violentas (Dinased), Criminalística y el fiscal de turno, Carlos Arroyo, se dirigieron hasta la calle Imbabura para conocer el caso de femicidio y suicidio.
El lugar donde ocurrió este doble hecho de sangre queda a tres horas de la ciudad de Esmeraldas.

Al tratar de realizar el levantamiento de los cuerpos y llevarlos hasta la morgue fueron impedidos de hacerlo por los deudos, según se informó en la dependencia policial.

Eugenia Montaño, mamá de la fallecida, según manifestó un agente, no habría dado la autorización para que se llevaran el cuerpo de su hija, mientras que al menos unas 30 personas tampoco permitieron que el cadáver de Arboleda fuera levantado. Ellos se encargaron de sacarlo.

Se informó que Yuliana Cortez Montaño se había separado de Oswaldo Javier Arboleda, de 32 años, por maltratos. El hombre, presuntamente, se negaba a aceptar que su relación sentimental se terminó y la buscaba de manera frecuente.

RELACIONADAS

Vanessa Cortes, de 20 años, sobrina de la víctima, habría explicado a los investigadores que Arboleda arribó a la casa de su tía en un vehículo plomo.

Serían cerca de la 01:00 del domingo cuando él fue a verla y pidió que le abrieran la puerta. Yuliana se negó.

Javier Arboleda se retiró, pero media hora después regresó. En esta ocasión llevaba un arma de fuego.

Llamó a la puerta y realizó varios disparos contra la mujer. Yuliana tenía una herida en la cabeza y dos más en el cuerpo.

La sobrina que vio llegar al hombre, lo observó apuntando con el arma y pidió ayuda a los vecinos, pero nada pudieron hacer. Luego de atacar a Yuliana, él se disparó y también falleció.

RELACIONADAS