Ucrania: Cien días de guerra y sigue sin verse el final
Suscríbete

Exclusivo
Actualidad

Ucrania: Cien días de guerra y sigue sin verse el final

El presidente ucraniano, Volodomir Zelenski, ha dicho que Rusia controla un veinte por ciento del territorio de su país.

ucrania
Decenas de civiles cruzaban por un puente semi destruido por los ataques rusos en el ciudad de Irpin,en la región ucraniana de Kiev, el pasado mes de marzo.efe

La guerra en Ucrania cumplió hoy cien días con el Ejército ruso avanzando lentamente en su objetivo declarado de hacerse con el control total del Donbás, un tiempo mucho más largo del esperado cuando el Kremlin lanzó su "operación militar especial", el pasado 24 de febrero.

Consciente de que la guerra relámpago prometida por el presidente ruso, Vladímir Putin, se ha estancado, el Kremlin no quiere no oír hablar de plazos, aunque el hartazgo empieza a cundir entre la población, según las encuestas.

El portavoz presidencial, Dmitri Peskov, repitió hoy el mantra de que los combates continuarán "hasta el momento en que se logren todos los objetivos de la operación militar".

UNA QUINTA PARTE DE UCRANIA

El Ejército ruso controlaba un 7 % del territorio de Ucrania -la anexionada península de Crimea y la mitad del Donbás- cuando comenzó la actual campaña militar.

Ahora, según el propio presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, los rusos han conquistado un 20 % del territorio nacional o más de 120.000 kilómetros cuadrados, aunque otras fuentes hablan de casi un 24 %.

Esto incluye casi toda la región de Lugansk, más de la mitad de Donetsk y una buena parte de las estratégicas regiones meridionales de Jersón y Zaporiyia. Además, Moscú ha convertido el Azov en un mar interior.

Las tierras conquistadas, aunque escasas para los partidarios del derrocamiento de Zelenski y la toma de Kiev, representan casi la mitad de Alemania o Italia, o la superficie de Austria y Suiza juntas.

Al igual que ocurriera con el puerto de Mariúpol, la toma de Seodonetsk, último bastión ucraniano en Lugansk, se está alargando más de lo esperado.

CIEN DÍAS, NI MUCHOS NI POCOS

Según los sondeos, casi la mitad de los rusos ya pronostica que los combates se prolongarán durante más de seis meses o incluso más de un año.

Por ello, según informó el portal independiente Meduza, la Administración presidencial se dirigió a los medios oficiales para pedirles que no hicieran énfasis a partir de ahora en la duración de la campaña en Ucrania.

"Centrar la atención en los plazos relativos a la guerra puede hacer que los rusos piensen más de la cuenta sobre los objetivos y el éxito de la invasión", dijo la fuente a Meduza.

Tanto la televisión pública como las agencias de noticias o los tabloides más oficialistas "Komsomólskaya Pravda" y "Moskovski Komsomolets" no aludieron a los cien días en sus reportajes.

Mientras, el secretario del Consejo de Seguridad, Nikolái Pátrushev, asegura que Moscú no persigue plazos concretos, el general retirado y diputado Vladímir Shamánov admitió que la tan manida desmilitarización ucraniana puede llevar diez años.

GUERRA CON LA OTAN

El Kremlin habla de "ciertos resultados", de la "protección" de la población de las repúblicas populares de Donetsk y Lugansk, y de "muchas localidades" liberadas de elementos pronazis.

"Antes de la operación se les infundía que Ucrania era un Estado débil. Pero ahora ocurre que no se le puede derrotar pronto", señaló la fuente.

Ante la prolongación de las hostilidades, el discurso oficialista intenta "vender" la idea de que las tropas rusas ya no combaten con Ucrania, sino con la OTAN, cuyos países están suministrando ingentes cantidades de armamento moderno a Kiev.

Un 40 % de los rusos ya considera que Rusia combate con la Alianza Atlántica, un adversario mucho más temible, lo que explicaría los retrasos a la hora de lograr la victoria en el campo de batalla.