Exclusivo
Actualidad

Primer bombero socorrista muere en Cuenca durante la emergencia

Patricio Rodas, con 33 años de servicio a la institución, se habría contagiado de COVID-19 cuando hacía trasladados de pacientes a los hospitales

Patricio Rodas se convirtió en Cuenca en el primer bombero socorristas víctima mortal del COVID-19.
Patricio Rodas se convirtió en Cuenca en el primer bombero socorristas víctima mortal del COVID-19.CORTESÍA

Abogado de profesión y bombero de vocación. Con el grado de mayor, 33 años de servicio y 54 de edad, Patricio Rodas Narea se convirtió en Cuenca en el primer bombero socorristas víctima mortal del COVID-19. Era líder del Grupo Usar, por sus siglas en inglés, asesor internacional de Operaciones de Búsqueda y Rescate en espacios cerrados o bajo escombros debido a colapsos.

La tarde del domingo 19 de julio de 2020, Rodas acudió al llamado del Creador tras más de quince días de dura batalla contra el COVID-19, virus que lo habría infectado durante su trabajo en primera línea con traslados en ambulancias de pacientes a los hospitales .

En la institución, en lo que va de la pandemia hasta la fecha son ocho los bomberos contagiados, de los cuales siete se recuperaron y uno falleció.

Fernando Figueroa, médico del área de Emergencia del hospital Regional Vicente Corral Moscoso y excompañero bombero de Patricio Rodas, al conocer la partida del socorrista exclamó: “¿Quién salva al salvador?”. Figueroa no pudo evitar la nostalgia y algo de ira ante la realidad reinante en Cuenca por la inconsciencia ciudadana en cumplir con las medidas de bioseguridad, que ha generado un incremento en el número de pacientes contagiados.

El jefe de Bomberos, Patricio Lucero, en medio de la tristeza expresó que Rodas Narea los acompañará con su espíritu en cada momento de sus vidas y que cuidará de ellos cada vez que ingresen a los lugares de peligro.

Su vocación de servicio quedará plasmada en el corazón de Bomberos de Cuenca, añadió Lucero al mismo tiempo que expuso su sentimiento de pesar a toda su familia por la irreparable pérdida.

TE RECOMENDAMOS