Exclusivo
Buena Vida

Una huella quiteña en los Grammy Latinos

La quiteña Paula Barragán diseñó los artes de la gala. Se prepara para viajar a Las Vegas al evento musical.

Paula Barragán
La quiteña Paula Barragán diseñó los artes de la edición 2018 de los premios Grammy.Angelo Chamba / Extra

Lápices regados, papel desperdigado y un poco de pintura, son parte del escenario del taller de Paula Barragán. Ella fue elegida por la Academia Latina de Grabación para ser la diseñadora de los artes de la edición 2018 de los premios Grammy Latinos, que reconoce el trabajo de músicos.

Sobre una mesa de su ‘altar de la creación’, ubicado en Guápulo, noreste de Quito, está uno de los bocetos del dibujo que será utilizado en afiches, boletos, invitaciones, entre otros elementos de la gala de los galardones, que se realizará el 15 de noviembre en Las Vegas (Estados Unidos).

Fue en marzo de este año cuando Paula se llevó una sorpresa al revisar la bandeja de entrada de su correo electrónico, tenía un mensaje de Gabriel Abaroa, presidente de los Grammy, quien le invitaba a ser la creadora de la línea gráfica, recuerda a EXTRA.

Cada año, ese encargo va para un artista de algún país de Latinoamérica del que previamente investigan, Barragán decidió aceptar la propuesta.

Aunque no es cantante, la música siempre ha estado presente en su vida. En la escuela fue compañera de Margarita Laso, intérprete de tonadas nacionales, y del compositor quiteño Álex Alvear; mientras que Martín Alvear es su sobrino.

Al dibujar, actividad que desarrolla desde hace 30 años, pensó en la pasión que provocan las tonadas y se dio cuenta que los latidos del corazón también tienen un ritmo. Quiso que “al verlo (su dibujo) suene y que fluya una emoción como en una canción”.

La figura de un tocadiscos antiguo, que es el logotipo oficial de los premios, funge como una maceta de la que nace una planta que al crecer de sus hojas se desprenden formas de distintos seres vivos.

“Le terminan creciendo diablos, ángeles, mujeres, hombres, bailarines, de todo un poco”, dice contenta.

Hizo un sinnúmero de bosquejos en papel, que los traspasó a un programa de su computador para pulirlo y terminarlo.

La organización de los Grammy no se metió en su trabajo, dejaron que fluyera y para julio ya lo tenía listo. La noticia de que ella fue la elegida se dio a conocer la semana pasada en Internet.

Paula, esposa del escritor Pablo Cuvi, estuvo en constante contacto con Abaroa, a quien definió como una persona simpática, alegre y extrovertida.

La quiteña viajará a Las Vegas y será parte de los diferentes eventos previo a la gala, a la que también asistirá y está ilusionada de poder conocer a algunos artistas que forman la lista de nominados.

Aunque aún no decide su vestuario, que tentativamente será un traje rojo, está segura que lucirá hualcas otavaleñas como parte de los accesorios.

Entre las actividades que cumplirá durante su estancia está la firma de 120 afiches con su arte, que serán entregados a invitados especiales, comenta feliz por “mis 15 minutos de fama”.

DATO:

El diseño de Paula Barragán también entrará a formar parte de las obras que se exhiben en el museo de los Grammy, que está ubicado en Los Ángeles, California (Estados Unidos). Su trabajo mideo 1.10 cm por 1.40 cm.