Exclusivo
Buena Vida

Nicolle Kalil: “No tengo el cuerpo perfecto”

La reportera y presentadora de TC mostró su estilo de vestir. Es amante a los zapatos deportivos. 

nicolle kalil
Es fanática de los zapatos blancos.Gerardo Menoscal

La periodista de 32 años llama la atención no solo por su manera de improvisar cuando está informando vía microondas en las noticias de TC, sino también por su estilo de vestir.

Nicolle Kalil tiene un look marcado. Para su trabajo en la televisión nunca usaría escotes que muestren demasiado sus senos.

El 70 % de las prendas que hay en su clóset son diseñadas por su mamá, Priscilla Salinas, quien al igual que ella es diseñadora de moda.

Para sus reportajes en la calle opta por un vestido o jumper (enterizo) y zapatos deportivos. “Hay que estar impecable de la cintura para arriba y cómoda en la parte de abajo, con el fin de correr detrás de los entrevistados”, dice la comunicadora. Confiesa que es ‘adicta’ al perfume.

Para la calle tapada y en el estudio de grabación destapada, ¿verdad?

Algo así. Cuando estoy de presentadora en ‘Reporte Especial’ me visten los asesores del canal, muestro un poquito las piernas o mis hombros. Tratan de destacar mis curvas. Me quieren ver un poco sexy.

¿Cómo cuidas tus curvas?

La clave es la alimentación. Todos los días como deditos de apio o zanahoria. Así me coma un arroz con menestra, debe tener mi porción de vegetales en la ensalada. Aparte entreno crossfit, pero esto no lo hago por bajar de peso, más bien me ayuda a desestresarme. Me da energía.

¿Tienes ‘días libres’ dentro de tu régimen alimenticio?

Sí. Tengo mis ‘días de los pecados’, que son viernes, sábado y domingo. Incluyen postres, colas, bolones, tigrillos y encebollados.

¿Alguna cirugía estética?

Entré al quirófano solo por mis ‘chichis’. El resto es natural. Me saco la madre entrenando.

¿Qué cambiarías de tu cuerpo?

Tengo un complejo gracias a las críticas de mis seguidores y por más de una ocasión me han hecho llorar. Mis pantorrillas son anchas porque retienen líquido. Antes subía fotos de cuerpo entero, pero ahora las evito. Para esta patología no hay cura, debo cuidarme porque se podría desarrollar una elefantitis cuando sea viejita. Con esto confirmo que no tengo el cuerpo perfecto, soy una mujer real.

¿En dónde haces tus compras?

La verdad es que no compro ni una pluma. No me gusta gastar en cosas innecesarias. Mi mamá me diseña la ropa de mi trabajo y tengo dos chullos jeans.

¿Qué colores predominan en tu clóset?

Hay de todos los colores, menos el negro. No me gusta, me deprime y se lo utiliza para despedir a alguien.

¿Qué te ha costado aprender ‘a palo’?

No me gusta usar aretes ni collares, me siento como un arbolito de Navidad.

¿Alguna pareja se ha enojado por tu manera de vestir?

Sí, tenía un novio celoso que en dos ocasiones me dijo: “Anda a cambiarte de ropa”. Le dije que no, y si no le gustaba, chao. Lo peor de todo es que la mamá de él me vio con mi outfit y le gustó. Él solamente a mí se me cargaba porque a su mamá sí la dejaba que se destape.

¿Cuántos pares de zapatos hay en tu clóset?

Sesenta pares de zapatos de taco, pero el 70 % están sin estrenar. Y también 33 pares deportivos.

  • También dijo
* Me olvido de cuidarme la piel. No utilizo cremas ni bloqueador solar.
* Tengo la cara para salir sin maquillaje.
* No usaría ropa pequeña.
* Todas las semanas me cambio el color de las uñas.
* Me puedo poner una prenda marca ‘patito’ con tal de que me quede bien.