Exclusivo
Buena Vida

Consejos financieros exclusivos para recién casados

No es necesario ser experto en Economía para crear el bienestar financiero de la familia.

Imagen Imagen Untitled-1
No es necesario ser experto en Economía para crear el bienestar financiero de la familia.Internet

En el pasado, el hombre era responsable de traer el sustento a la casa y la mujer de administrarlo. Hoy es diferente. Los dos mantienen la casa y ambos deben ser excelentes administradores.

Ser uno no es lo mismo que ser dos. Y aunque el amor te haga decir “lo tuyo es mío y lo mío es tuyo”, la realidad es que al pasar el tiempo, el mal manejo del dinero en la pareja puede traer muchos problemas e incluso podrían terminar en divorcio. Tener una sola cuenta. Iniciar en conjunto una vida financiera hace que los dos miembros piensen en conjunto y se conviertan en administradores de los ingresos. Ganar por separado y gastar por separado lleva a descontroles.

La economista Bethsabeth Zumba dijo a DOMINGUERO que “es importante destinar un porcentaje al ahorro. El inicio de toda bonanza financiera es el ahorro. Nunca se podrá invertir si no se tiene en qué hacerlo”.

Arma el plan de ahorros

¿Qué queremos hacer con el dinero que ganamos? ¿Cómo ganamos más? Deben sentarse por lo menos una vez al año a hacer el plan con visión de pareja. Se deben comprometer y administrar unidos las cuentas. Cada mes se revisan los avances. El plan debe tener objetivos de corto, medio y largo plazo.

Adquiere hábitos financieros

- Habla de finanzas. Lo mejor es hacer esto antes de casarse. Tendrás que revisar qué cuentas tiene y cuánta deuda tiene. Deja claro cómo esperas que el dinero sea manejado.

- Construir un fondo de emergencia. Considera hacer esto una prioridad. Uno de emergencia es el dinero que se reserva en caso de que algo caro suceda inesperadamente, como un trabajo perdido, una enfermedad familiar, un desastre natural o una reparación casera importante. El objetivo es ahorrar cerca de 6 meses de los gastos de tu hogar en caso de que la emergencia es que no tienes ningún ingreso. La construcción de un fondo de emergencia debe ser una prioridad porque traerá seguridad financiera y protegerá su relación en caso de un desastre.

- Compartir responsabilidades. Implica que ambas partes trabajen juntas y compartan responsabilidades por igual. Por ejemplo, los pagos de los servicios básicos o facturas.

- Trabajar en equipo. Deben tener los mismos objetivos en mente. Trabajen juntos para encontrar las formas de lograr esas metas comunes.

¿Qué hacer si estás atravesando una crisis económica?

* Identifiquen los gastos indispensables. Este tipo de desembolsos son los que no pueden dejar de hacer, por ejemplo: pago de la luz, agua, gas, comida, renta, etc.

* No se endeuden más. La recomendación es no usar las tarjetas de crédito de ninguno, hasta que ambos puedan concluir con el 90 % de los pagos; suena una meta ambiciosa, pero con disciplina se puede lograr.

* Antes de comprar, comparen precios. Generalmente si desean comprar algo, pero no saben si realmente lo necesitan o es una compra por impulso, entonces esperen al menos 12 horas para que reflexionen entre ambos si realmente sus beneficios compensan el costo.