Annilingus: todo lo que tiene que saber sobre el beso negro

Exclusivo
Cuerpeo

Annilingus: todo lo que tiene que saber sobre el beso negro

El beso negro aún es considerada un tabú, pero puede ser altamente estimulante, sobre todo si el hombre la recibe.

Beso negro
Hable con su pareja al respecto antes de practicarlo.Tomada de internet

¿Besos en la zona anal? Aunque inicialmente puede sonar como una actividad poco agradable, esta puede llegar a ser una práctica altamente placentera, sobre todo en los hombres.

También conocido como ‘beso negro’ o ‘annilingus’, consiste en estimular el ano de otra persona con la lengua. Es la modalidad más osada de contacto de los labios y lengua con alguna zona erógena del cuerpo de otra persona. También se estimula el perineo, incluyendo contacto con la lengua e incluso su introducción por el ano.

Estas son zonas extremadamente sensibles y erógenas para muchas personas y pueden, por sí solas, al ser estimuladas adecuadamente, desencadenar el reflejo orgásmico.

Según el sexólogo Xavier García, una mala práctica del ‘beso negro’ puede ser perjudicial y podría requerir atención médica, pues por el ano se contagian microorganismos como E. Coli o amebas, que son un riesgo para la salud humana.

El especialista recalca que no importa la orientación sexual para sentir placer en esta zona del cuerpo. “Los cuerpos sienten placer con la estimulación y sentirlo en el ano no quiere decir nada. El ‘beso negro’ lo puede dar una mujer hacia el hombre o viceversa. No es exclusivo de las prácticas homosexuales”, detalla.

Es por este motivo que existen muchos tabús y hay persona que se niegan a realizar esta práctica.

Sin embargo, los hombres tienen innumerables terminaciones nerviosas en el ano, lo que les hará sentir también mucho placer en esa zona y, además, ahí tienen su particular punto G.

Aunque parezca molesto, se recomienda un buen enema y un aseo externo exhaustivo antes de una práctica de ‘beso negro’, además un aseo oral posterior. Pero lo ideal sería hacer uso de un preservativo a modo de ‘sábana’ que cubra el ano, para evitar el paso de suciedad.

  1. La zona del ano tiene que estar completamente limpia. Si tienes muchos reparos, una buena opción es empezar haciendo esta práctica en la ducha o en la bañera.
  2. Si notas que no es el momento de que te practiquen un annilingus y tu pareja ‘baja’ a esa zona, debes decírselo. Propón que mejor lo hagan otro día y prueben algo nuevo.
  3. Aprovecha la fogosidad. Por lo general, cuando se está más excitado, se tiende a dar pasos para practicar cosas nuevas. Empieza con caricias, sexo oral, masajes eróticos.
  4. Si te preguntas cómo hacerlo bien, la clave está en mezclar los movimientos de la lengua que haces cuando das un beso y cuando haces una felación.
  5. Una buena idea con esta y otras prácticas sexuales es pedir a tu pareja que gima un poco más fuerte cuando más placer sienta. De esta forma, sabrás si estás acertando o no.