Michael Carcelén les manda a decir ¡Nunca juren ‘odio’ eterno!

Exclusivo
Deportes

Michael Carcelén les manda a decir ¡Nunca juren ‘odio’ eterno!

Cuando todos creían que Damián Díaz haría de las suyas, apareció el ‘tractor’ Carcelén, que tenía 14 minutos en la cancha, para apagar el incendio. 

Michael Carcelen
Michael Carcelén fue el hombre del gol salvador.Miguel Canales

En fútbol nunca juren que su amor u odio serán eternos, porque la pelota es coqueta y en cualquier momento hace una vuelta de más y pasas de ser el más odiado al más querido. Y si no lo creen, pregúntenle al jugador de Barcelona Michael Carcelén, que un 28 de abril ocupó todas las miradas en las gradas del estadio Monumental, cuando el DT Jorge Célico tomó la decisión de no llamarlo para el partido por Copa Sudamericana ante Metropolitanos.

Ese día a Carcelén los hinchas en redes sociales le dijeron de todo, menos que era bonito. El jugador nunca dijo nada, en silencio aprendió la lección de no llegar tarde a los entrenamientos, que fue la falta disciplinaria de la cual lo acusaban.

EL MARGINADO

Luego de ese episodio, Carcelén perdió espacio en la mente de Jorge Célico. Le tocó ver los partidos de lejos. Ante Metropolitanos, desde las gradas. Luego ante Lanús y Guayaquil City no lo tomaron en cuenta para nada. A esto se sumó la recuperación de Leonai Souza, por lo que el jugador ibarreño no tuvo minutos en esos encuentros.

Pero todo tiene su final. Se jugaba el minuto 75 del Clásico. El brasileño Souza ya había corrido harto y estaba cansado, por lo que Carcelén tuvo su oportunidad. Y no la desaprovechó: hizo un golazo, salvó al equipo y dejó en tres puntos la ventaja del Ídolo con respecto a su inmediato perseguidor, Independiente del Valle.

La presencia de Carcelén también deja a las claras que Jorge Célico no se casa con nadie; cuando le toca poner mano dura, lo hace, y cuando debe de hacer jugar también.

Foto de Sistema Granas (8179199)

Barcelona no quiere ver al árbitro Zambrano ni por Facebook

Leer más

PESTAÑEO

Emelec estaba armadito y se defendía bien, pero solo bastó un pestañeo de Romario Caicedo para que Michael Carcelén haga explotar el Monumental, a los 89, con un gol que podría convertirse en el más importante para Barcelona en su objetivo de llevarse la primera etapa.

ALARMA

Carcelén, durante el festejo, con la mano hizo el ademán de poner la alarma en un reloj imaginario, como dando a entender que nunca más llegará tarde a las prácticas del club. La acción fue festejada también por los hinchas e incluso quedó en video.

En apenas 14 minutos en cancha se mandó todo un show de fútbol. Carcelén está de vuelta y feliz.

DÍAZ EN EL PAPEL

En el papel todo estaba para que Damián Díaz sea la figura del cotejo. Pero este Clásico no estuvo para el Kitu. No hubo túneles, ni filtración de pases, ni magia. Sin duda, no fue la noche del # 10

Damián es un especialista en estos partidos, pero la presión de Emelec hizo que el barcelonista no despliegue todo su arsenal de recursos.

Díaz no contó con espacios, debido a la que los volantes y defensas de Emelec le respiraban en la nuca, obstruyendo en todo momento su juego.

CÉLICO FELIZ

Jorge Célico anda en modo feliz. Claro que durante 89 minutos caminó preocupado a un costado de la cancha. Hasta que llegó el gol amarillo.

El entrenador de Barcelona, que escribió en su historia el primer empate 1-1 en un Clásico, al final sacó sus conclusiones y también se mandó su descarga por las patadas que sufrieron sus jugadores: “El partido fue más peleado que jugado. El segundo tiempo fue más equilibrado. No me gustó el arbitraje. El empate fue poco para la intención que tuvo Barcelona en todo el partido. Emelec cometió muchísimas faltas y varias no fueron juzgadas correctamente. Menos mal hubo VAR”.

Y defendió su forma de juego al máximo: “Barcelona salió a ganar. Emelec no fue superior tácticamente. Se luchó más de lo que se jugó, pero es difícil meterle freno de mano a un Clásico”.

Monumental

Barcelona: "A los violentos los queremos y mantendremos fuera"

Leer más