Exclusivo
Opinión

¿Agua para Durán?

Muchas son las medidas de protesta, pero lastimosamente su voz no ha sido escuchada, puesto que a pesar de las calamidades y necesidades por falta de tan importantísimo servicio ni la Municipalidad ni el Gobierno han dado una respuesta efectiva al problema

Le corresponde a las autoridades municipales y al propio Gobierno dar una explicación concreta sobre la falta de agua potable que vienen sufriendo los vecinos del cantón del Guayas, Eloy Alfaro, más conocido con el nombre de Durán, que por muchos años fuera la terminal ferroviaria más importante del Ecuador. La falta de este tan necesario servicio de líquido vital que sirve para la higiene diaria y calmar la sed, así también para el uso culinario, viene desde hace décadas adoleciendo a la población y a pesar de los plantones, protestas y exigencias institucionales no se ha logrado concretar absolutamente nada ni dar una promesa de solución para un tiempo no muy lejano.

Los habitantes del cantón, conocido también como ‘la vecina orilla’, han tenido que abastecerse diariamente para sus necesidades recogiendo las aguas del río Babahoyo (en ese punto se une con el Daule para formar el caudaloso Guayas, que va a desembocar en el importante Golfo de Guayaquil); están obligados a comprar el agua a los camiones cisternas que están haciendo una Navidad de esta carencia y venden a precios elevados aprovechándose de la necesidad. Un morador calculó entre los gastos familiares que tiene un agregado mensual de cerca de 100 dólares en esta época de gran crisis económica.

Muchas son las medidas de protesta, pero lastimosamente su voz no ha sido escuchada, puesto que a pesar de las calamidades y necesidades por falta de tan importantísimo servicio ni la Municipalidad ni el Gobierno han dado una respuesta efectiva al problema.