Exclusivo
Actualidad

Asesinato en local de venta de comida de El Guabo

Dueño del negocio se enfrentó con el cliente porque no quería cancelar lo que se había comido, y este último sacó un arma de fuego y se la descargó

chuzo
El crimen de Wilson Suárez ocurrió en el sector La Loma.Fabricio Cruz

Con un disparo en el pecho y otro en la pierna izquierda quedó el cuerpo de Wilson Medardo Suárez, de 40 años, en el piso de su pequeño negocio de chuzos.

La víctima se enfrentó a José Edgar Minuche, quien luego de comer no quiso pagar la cuenta. El resultado fue que el cliente sacó un arma de fuego y supuestamente le disparó al comerciante.

Contaron testigos que eran las 21:40 del domingo 6 de junio cuando Minuche, con aliento a licor, llegó al puesto de asados para servirse unos chuzos. Allí lo atendió una mujer, quien le sirvió el pedido. El hombre comió, pero a la hora de pagar se hizo el ‘loco’.

Ante esto, Suárez lo increpó para obligarlo a pagar el consumo y en ese momento se armó una riña que terminó con la muerte del dueño del negocio.

El crimen sucedió en el sector La Loma, del cantón El Guabo, provincia de El Oro.

Joel Suárez, hijo del occiso, explicó a la policía que su padre vivía solo y los fines de semana se dedicaba a la venta de comida rápida. “Tenía una chica que lo ayudaba los fines de semana, cuando lo asesinaron estaba junto a ella”, narró el vástago.

Marco Egas, de la Dirección Nacional de Muertes Violentas (Dinased) de El Oro, dijo que el hombre corrió a la casa de su madre que estaba cerca y se refugió junto al arma de fuego que habría utilizado para asesinar al comerciante.

“La gente estaba enardecida, quería lincharlo, pero la policía lo rescató y lo puso a órdenes de las autoridades”, dijo el oficial.

Entre la noche del sábado y tarde del domingo se registraron otras dos muertes violentas en la ciudad de Machala lo que subió las estadísticas a 65 y convirtió a la provincia en la tercera más violenta del país.

La noche del sábado, Jean Piere Corozo Rodríguez, un joven de 18 años, fue baleado cuando llegaba a retirar una motocicleta en un taller de las calles Circunvalación Sur y Nueve de Mayo.

El domingo, la víctima fue Pablo Díaz Vinueza, de 37 años, quien se encontraba al interior de su vehículo, en el barrio Israel, calles Juan Montalvo y Circunvalación Norte, cuando lo asesinaron.

“Generalmente estos eventos son de muertes selectivas y están ligadas a problemas de microtráfico”, dijo René Cañar, jefe del Distrito Machala.