Exclusivo
Actualidad

Los restos de los monigotes tendrán una recolección especial

Deposite los restos de su año viejo en un saquillo o en una funda y espere que una camioneta del Municipio lo retire.

Imagen A1-5323852 (15323852)
Deposite los restos de su año viejo en un saquillo o en una funda y espere que una camioneta del Municipio lo retire.

La quema de monigotes es parte de las tradiciones durante el 31 de diciembre. Es por eso que para el 1 de enero se genera un aumento de basura del 30 %, debido, especialmente, a los restos de estos muñecos de aserrín, madera o papel.

Por esta razón, el Municipio de Quito entregó 22 mil saquillos en los puntos de venta de monigotes para que cada comprador reciba uno y deposite ahí su muñeco incinerado. Cada año, las medidas de seguridad y prevención de incendios se incrementen para evitar incidentes y daños en la ciudad.

Recuerde que se debe quemar el monigote en una superficie metálica para no deteriorar las calzadas ni las veredas. Para desechar su ‘año viejo’, quemado y debidamente apagado, debe aguardar y no colocar el saquillo en los contenedores de basura.

Durante, el fin de año se realizará un operativo especial con más de 70 camiones (de carga posterior, carga lateral, volquetas, hidrolavadoras y barredoras mecánicas) para retirar los monigotes. Las rutas establecidas del 31 de diciembre y 1 de enero se atenderán con normalidad.

Adicionalmente, se implementará la vigilancia de 1.410 trabajadores municipales, que laborarán a la 01:00 y 20:00 del primer día del 2018.