Exclusivo
Actualidad

¡Comuneros afectados por falta de carretera en parroquia de Tungurahua!

Con pico, palas y azadones, sacan tierra de los terrenos para que las volquetas rellenen el sector afectado en la carretera que une a la parroquia Quisapincha con siete comunidades de la zona alta.

Imagen Los agricultores deben cargar sus pr (26248971)
Con pico, palas y azadones, sacan tierra de los terrenos para que las volquetas rellenen el sector afectado en la carretera que une a la parroquia Quisapincha con siete comunidades de la zona alta.

Alrededor de 200 comuneros se organizaron y en minga ayudan a la habilitación de la carretera. Con pico, palas y azadones, sacan tierra de los terrenos para que las volquetas rellenen el sector afectado en la carretera que une a la parroquia Quisapincha con siete comunidades de la zona alta.

Lo hacen desde este miércoles 14 de noviembre, porque desean que los estudiantes y agricultores ya no hagan trasbordos.

Lisseth de 10 años y Jefferson de 11, llevan dos días que han madrugado una hora más de lo normal. Desde el martes 13 tuvieron que salir a las 05:00 de sus casas ubicada en Calhuasig Grande para llegar hasta la Unidad del Milenio, situada en el sector de El Galpón en la zona alta de la parroquia de Quisapincha, de Ambato, provincia de Tungurahua.

Los niños son primos y se acompañan siempre, más ahora que deben caminar cerca de un kilómetro para tomar la camioneta que los transporta tanto a sus viviendas como a la unidad educativa.

Este cambio drástico de horario se debe al derrumbe de casi 40 metros de largo en la carretera que une la cabecera parroquial con siete comunidades.

Son alrededor de 200 estudiantes que pasan la misma suerte que Lisseth y Jefferson. Deben hacer transbordos en el sector de Illagua para de ahí tomar las camionetas a sus destinos.

El mismo problema tienen los agricultores que no han podido asistir a las ferias de Ambato, Pasa y Quisapincha. Eusebio Tustón es de Illagua Grande no puede llegar a su casa por el deslave que ocurrió la madrugada del martes 13 y se hospeda en casa de unos familiares.

El gobernador de Quisapincha, Segundo Poaloacin, mencionó que son siete comunidades y alrededor de 7 mil habitantes los que pasan penurias por la destrucción de la vía, única que los conecta de manera directa y en poco tiempo con la parroquia y Ambato.

“Lo que más nos preocupa son nuestros niños que deben madrugar más y caminar para llegar a tiempo a la escuela. También tuvimos que regular el costo del pasaje porque se querían aprovechar cobrando un dólar, cuando lo normal es 0,50 centavos”, mencionó.

Técnicos del Gobierno Provincial mencionaron que a más tardar el viernes 16 de noviembre, estará habilitada la carretera para el paso de vehículos livianos y en 15 días terminar con el asfalto.

En el trabajo están dos excavadoras, diez volquetas y 15 obreros del Gobierno Provincial que tienen el apoyo de la comunidad. Mencionaron los encargados de la obra que se colocarán filtros de agua, ya que el sector está sobre ojos de agua y eso hace que la tierra se vuelva como gelatina y haya ocasionado el derrumbe.