Exclusivo
Actualidad

¡Chao a los chamos!

Las autoridades capitalinas indicaron que extranjeros serán reubicados en otros lugares.

Migrantes venezolanos
Las autoridades capitalinas indicaron que extranjeros serán reubicados en otros lugares.Foto: Archivo/EXTRA

El proceso de intervención guiada en el campamento de migrantes venezolanos de Carcelén, norte de Quito, se socializó la mañana de ayer.

En el edificio del ECU 911, autoridades como Juan Zapata, secretario de Seguridad del Municipio, y Carlos Blanco, jefe de Policía del Distrito Metropolitano, explicaron cuál es la situación actual de ese sitio.

Integrantes del Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES) realizaron un levantamiento de información en el punto. Para hablar sobre el tema estuvo presente también Silvana Haro, coordinadora zonal de la cartera estatal, quien detalló que el objetivo del censo era tomar acciones que ayuden a salvaguardar a los extranjeros.

Según la funcionaria, actualmente hay 59 personas, debido a que el miércoles (fecha de la recolección de información) se fueron del lugar 11 individuos.

Entre ellos hay discapacitados (6), embarazadas (6), niñas y niños (6). “Dentro de los 59, 17 están divididos en cuatro familias”, acotó Haro. Se detectaron enfermedades preexistentes como cálculos de riñones, fractura de fémur, rinitis y asma.

Zapata, por su parte, dijo que “la intervención se hará en los próximos días, por los datos que nos dio el MIES”.

Explicó que hay el apoyo de entidades humanitarias que los acogerían. Por el momento las cuatro familias serán ubicadas en los Centros Temporales de Tránsito (CTT).

El coronel Blanco agregó que hay mujeres obligadas a prostituirse y estaría inmersa una banda. Además, habló de los problemas de trata de personas que se registraron en la zona.

A todo esto se suma la información de que cuatro damas tenían signos de agresiones físicas y vivían en ese campamento improvisado.