Exclusivo
Actualidad

La hierofilia: el placer sexual a través de objetos religiosos

Imagen prayer-1926335_960_720
Referencial. Dentro de las fantasías está el disfrazarse como sacerdotes o monjas.Pixabay

La hierofilia se puede clasificar como una parafilia, es decir un patrón de comportamiento sexual en el que la fuente predominante de placer se encuentra en objetos, situaciones, actividades o individuos atípicos.

Esta consiste en conseguir placer sexual a través de objetos, cosas, símbolos religiosos o incluso disfrazarse de sacerdotes o monjas. Para otros, la emoción está en mantener relaciones sexuales en lugares sagrados. A quienes la practican les apasiona llevar consigo cruces, Biblias u otros objetos similares durante la práctica sexual, o que su pareja sea el que los porte.

Por ello, es considerada una de las parafilias más extrañas que existen.

Esta práctica se suele considerar como un acto de blasfemia o rebeldía porque es una consecuencia de la misma represión sexual que la religión ha implementado históricamente.

¿De dónde proviene?

La etimología de esta palabra procede del griego “hieros”, cuyo significado es: ‘sagrado’ o ‘divino’ y “filia”, que significa ‘amor’. Todo lo contrario a la ‘hierofobia’ el cual consiste en temor intenso e irracional hacia todo lo relacionado con objetos o cosas religiosos.