Exclusivo
Actualidad

¡Ya están a salvo! Los hijos y la nieta de la procesada por maltrato y violación fueron trasladados a Guayaquil

El rescate lo realizaron la Unipen y el MIES. La madre de los menores de edad se encuentra con medidas cautelares. El niño quemaduras en su cuerpo

El padre del niño de 6 años y padrastro de la nena de 8 fue detenido el pasado 9 de septiembre, sin embargo quedó absuelto.
El padre del niño de 6 años y padrastro de la nena de 8 fue detenido el pasado 9 de septiembre, sin embargo quedó absuelto.Cortesía

Los cinco hijos y la nieta de la mujer procesada por el presunto maltrato y el delito sexual en contra de dos hermanos, en el cantón Naranjal, fueron retirados de su domicilio y llevados por la Policía y el Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES) hasta una casa de protección en Guayaquil.

El rescate de los seis menores de edad ocurrió la tarde del jueves y durante la noche fueron trasladados al Puerto Principal. El más pequeño es hermano por parte de padre del infante de seis años que se encuentra asilado en el hospital Francisco de Icaza Bustamante con quemaduras de primero y segundo grado en el 80 por ciento de su cuerpo.

La sargento Carmen Caicedo, de la Unidad Nacional de Investigación y Protección de Niños, Niñas y Adolescentes (Unipen) de este cantón de la provincia del Guayas, manifestó que con la finalidad de precautelar la salud y el bienestar de los tres niños y tres adolescentes se los llevó a una casa de acogida.

“Primero se les realizó una valoración médica a los seis. Afortunadamente ellos no presentan huellas de maltrato físico o daño sexual”, informó la investigadora.

Los hijos de la sospechosa tienen 16, 15, 13 y 10 años. El niño en común de la pareja 9 meses. La mujer tiene una nieta de un año.

La madrastra y el padre del menor fueron detenidos el pasado 9 de septiembre. Ellos sigue habitando en el mismo inmueble donde ocurrieron los delitos. A la mujer le otorgaron medidas cautelares, mientras que al hombre no se le inició ningún proceso, ya que argumentó que se encontraba trabajando.

La agente de la Unipen también explicó que la orden judicial fue emitida por una jueza de Naranjal, quien conoce del caso, y que la Policía especializada en la protección de niños y adolescentes dio cumplimiento a la disposición de la autoridad.

Se descubrió el maltrato

El pasado 4 de septiembre el niño fue llevado a una casa de salud de Naranjal porque presentaba un dolor en el abdomen. Allí la doctora que lo atendió observó que presentaba laceraciones en su cuerpecito. Además, en los exámenes médicos, se observó que tenía un cuerpo extraño en sus intestinos que, al parecer, ingresó por vía anal.

Tras este informe de salud se solicitó la boleta de captura para la madrastra del menor y para el padre. La hermanita, de 8 años, del niño violentado también presentaba signos de maltrato en su cuerpo y fue retirada del inmueble, llevada a un hospital, y ahora permanece en una casa de protección para menores.

Lea mañana: Gritos y llanto en la casa del horror