La Guangala, convertida en ’Robo-landia’

Exclusivo
Actualidad

La Guangala, convertida en ’Robo-landia’

Moradores y comerciantes del sector sufren por los atracos que ocurren a toda hora del día.

Foto de Sistema Granasa
Locales permanecen con las puertas cerradas ante la delincuencia.Ginno Zambrano / EXTRA

Disneylandia es uno de los parques de diversiones en el mundo más atractivos por el ambiente armonioso que encuentran las personas, lo contrario de lo que sucede en la ciudadela Guangala, al sur de Guayaquil, que se ha convertido en ‘robo-landia’. Constantemente los moradores y comerciantes del sector sufren por la delincuencia, como el pasado fin de semana que robaron a los clientes de una cevichería.

Eran las 07:41 del pasado domingo cuando un sujeto, que se bajó de una moto conducida por una mujer, entró al lugar y con insultos y gritos sustrajo las pertenecías de los tres trabajadores del local: William Quiroz, Angélica Trejos y Mercy Salto, y de los cerca de 10 clientes que comían encebollado. Se les llevaron celulares, billeteras y carteras.

“Llegó un man enfierrado, se metió y apuntó a todo el mundo. Gritaba, insultaba y golpeó a varios clientes. Lo hizo en menos de un minuto. El tipo se bajó de una moto que dejaron parqueada un poco más adelante, del lado lateral, la cual era manejada por una chica. El domingo en la mañana nos cogieron de sorpresa. Se llevaron celulares y las cosas de los clientes, a nosotros también”, manifestó Quiroz, quien trabaja como mesero.

En medio del susto del momento por el ‘choreo’ y ante el intento de los delincuentes por no dejar una sola pista, uno de los empleados logró percatarse que la conductora de la motocicleta tenía un tatuaje. “Alcancé a ver que la mujer que se quedó en la motocicleta tenía un tatuaje en el muslo derecho. Siempre roban de la misma manera. Hacen el mismo chiste. Vienen en moto, uno se baja y el otro espera”, dijo Quiroz.

Es una constante

Víctor Flores, propietario del negocio, aseguró que es la primera vez que le roban en los últimos 10 años, pero considera que la delincuencia va en aumento por el barrio del sur porteño. “Por aquí (Guangala) el hampa ha aumentado en los dos últimos años. No le niego que antes también robaban, pero ahora se ve todos los días y a cualquier hora”.

Puso rejas por seguridad

Carlos Zambrano (nombre protegido), dueño de un negocio de comida, recalcó que ante los robos que se dan por la zona decidió protegerlo con rejas, al igual que varios comerciantes de la Guangala. “Ya se habían metido varias veces a mi local por eso le puse rejas. Por los menos así tienen alguna dificultad los choros. Por aquí varios comerciantes tomaron la misma medida, incluso hasta en las casas porque esto por acá es terrible”.