Exclusivo
Buena Vida

10 cosas que quizás no sabías sobre el monumento a la Independencia

Al conmemorarse 196 años de la Independencia de Guayaquil EXTRA te trae 10 curiosidades que quizás desconoces del monumento a La columna de los próceres de la Independencia. El obelisco, situado en el centro del Parque Centenario, es uno de los princip

DCIM\999GOPRO
El obelisco, situado en el centro del Parque Centenario, es uno de los principales atractivos turísticos de la ciudad.Archivo

Al conmemorarse 196 años de la Independencia de Guayaquil EXTRA te trae 10 curiosidades que quizás desconoces del monumento a La columna de los próceres de la Independencia. El obelisco, situado en el centro del Parque Centenario, es uno de los principales atractivos turísticos de la ciudad.

En el sitio es común observar vendedores informales, fotógrafos, turistas y nativos que transitan por el parque. La gente aprovecha la oportunidad de llevarse un recuerdo y tomarse una foro con la columna de la Independencia que resalta en medio de los enormes árboles de mango y almendras. La plaza es muy transitada durante el día; los vendedores están regados por los accesos a las entradas. Aquellos que no la visitan se pueden sorprender por la cantidad de palomas que vuelan y aterrizan en los jardines y en el piso del lugar.

Al caminar se puede encontrar a decenas de personas de la tercera edad. Conversan sin quejarse del sol, los árboles grandes impiden el golpe de los rayos. Aunque en los últimos días hay que cuidarse de la caída de los mangos. De hecho, una que otra persona agarra las frutas y se las lleva e incluso existe quien vende el mango ya curtido.

Todo el escenario que recrea el Parque Centenario es siempre digno de una foto guayaquileña. Claro, el monumento es el actor principal de esa postal, así que aquí EXTRA cuenta 10 cosas que te pudieran interesar para saber más de la columna.

1.- Una recaudación de fondos

Poco se conoce como se dieron los primeros inicios de financiamiento el monumento. En el libro Monumentos, Plazas y Parques de Guayaquil de Efrén Avilés y Melvin Hoyos, se lee que la fecha 18 de septiembre de 1887 fue cuando el presidente de la República de Ecuador, Francisco Campos Coello, propuso que por motivo de celebrarse las fiestas octubrinas, se realice una función de teatro para iniciar la colecta de fondos para el monumento.

Coello tuvo esta iniciativa debido a que Guayaquil se encontraba “empañada” en la lucha de Independencia de Quito y gran parte de los fondos eran destinados para la capital. Las intenciones de Coello no se pudieron concretar.

2.- La inauguración en el Parque Centenario

La columna fue preinaugurada el 18 de octubre de 1918, con la presencia del presidente de la República, Alfredo Baquerizo Moreno, quien 27 años antes, había dado el primer impulso a la creación del monumento por medio de una propuesta junto a Juan Illingworth. El obelisco fue inaugurado oficialmente el 9 de octubre de 1920 en sesión solemne a cargo del presidente de la República, José Luis Tamayo, al conmemorarse 100 años de Independencia de la ciudad.

3.- La altura total del monumento es mayor a la Torre del Reloj público

La altura total del monumento es de 27 metros, 30 cm, en comparación a los 23 metros de altura que mantiene la Torre del Reloj público de la ciudad.

La elevación de la columna esta repartida de la siguiente manera:

Base de granito y mármol 8 metros

Fuste 10.8

Capitel y Pedestal 3

Estatua en el faro 5.50

4.- El peso completo del obelisco pasa las 22 toneladas

El peso total del monumento es de 9 181 000 kilos, es decir 22.5 toneladas. Dentro del valor se considera:

Cimiento de Concreto 8 000 000 kilos

Granito y mármol 523 000

Capitel de mármol 31 000

Fuste de bronce 13 000

4 estatuas 5 000

4 alegorías, medallones y relieves 4 000

Estatua de la libertad, cóndor y faro 5 000

Relleno de concreto en la base y fuste 600 000

5.- El costo de La columna

El costo aproximado del monumento a la Independencia fue de 500.000 sucres de la época.

6.- Personajes que aparecen en la parte inferior de la Columna

En la elevación del lado este del monumento se encuentra la estatua del poeta José Joaquín de Olmedo, primer Jefe de Gobierno de la Naciente República de Guayaquil. Luego en el montículo norte de la columna está el Gral. José de Villamil. El prócer que dio inicio a La Fragua de Vulcano.

El prócer José de Antepara se encuentra en la elevación oeste, el diplomático que preparó junto a Villamil la Fragua de Vulcano. Finalmente, en el montículo sur del monumento está el militar León de Febres-Cordero y Oberto, uno de los principales alentadores de la Independencia.

7.- Las cuatro estatuas en los ángulos de la base de la Columna

Las cuatro estatuas alegóricas que reposan en los ángulos del monumento representan la Historia, la Justicia, el Patriotismo y el Heroismo, representadas con tres mujeres y un hombre, según lo expresara Agustín Querol - autor de la obra -. Las estatuas se encuentran en forma de una cruz diagonal.

8.- Las letras

Las letras doradas más diminutas que aparecen en el fuste de forma vertical pertenecen al Acta de Independencia de 1820. Mientras que las palabras escritas alrededor del obelísco pertenecen a los nombres de las personajes que contribuyeron en el proceso de Independencia.

9.- Autor de la obra

El proyecto del monumento estuvo a cargo del escultor español Agustín Querol, quien no pudo concluir tras su fallecimiento en 1909. Después de la muerte del español, su compatriota José Monserrat concluyó el monumento que sería inaugurado al conmemorarse los 100 años de Independencia de la ciudad.

10.- El monumento a la Fragua de Vulcano

La columna de los próceres es en conmemoración a los hechos históricos de la Independencia de Guayaquil del 9 de octubre de 1820. Cuando en 1821 la Junta de Superior de Gobierno del Estado Libre de Guayaquil resolviera levantar en el muelle de la ciudad un monumento que recordara el gran día. El Decreto fue publicado en el Patriota de Guayaquil el 13 de octubre del mismo año.

El monumento La Fragua de Vulcano, ubicado entre los palacios de la Gobernación y Municipal, invita a recordar la histórica reunión secreta que convocó don José de Antapara el 1 de octubre de 1820 en casa del Gral. José de Villamil. El conjunto escultórico se complementa con la columna de los próceres de 1920 que fue inaugurada el 25 de julio de 2005 por el alcalde Jaime Nebot y realizada por el arquitecto español Victor Ochoa.

Fuentes: Historia de los Monumentos de Guayaquil - Estatuaria de la Plaza del Centenario - Columna a los próceres de la Independencia

Monumentos, Plazas y Parques de Guayaquil.