¿Ver tantas series te quita las ganas de tener sexo?

Exclusivo
Buena Vida

¿Ver tantas series te quita las ganas de tener sexo?

Las películas y las series de televisión de a poco se apoderan de la vida cotidiana en las personas dejando a un lado las relaciones de parejas.

En la actualidad es muy común invertir el tiempo libre en ver series y películas, dejando muchas veces en un segundo plano la vida familiar o íntima.

La proliferación de las plataformas que brindan este tipo de servicios cada vez son más e indirectamente está causando que las parejas pierdan el interés por las relaciones sexuales.

Así lo confirma un estudio publicado por el National Bureau of Economic Research, en el que se analizó el comportamiento de más de cuatro millones de personas en más de 80 países del mundo.

La investigación se elaboró en base a las respuestas de las parejas y concluye que el aumento del visionado (visualización de imágenes de vídeos) de televisión en sus diferentes formatos provocó una reducción del 6 % en la probabilidad de haber tenido relaciones sexuales durante la semana anterior.

Además, los científicos dicen que gran parte de las parejas pierden demasiado tiempo con la tecnología y las series. Por ejemplo, son muchas las personas que pierden horas observando el muro de Facebook, otros revisando las publicaciones de Instagram, mientras algunas simplemente viendo las historias que brindan las diferentes plataformas que las proporcionan, lo que relativamente según los expertos quitan las horas ideales para la intimidad.

Los investigadores del Reed College y el Lerner College of Business and Economics de la Universidad de Delaware dicen que esta es una estimación algo conservadora.

La razón que aportan estos especialistas para asegurar que se reducen las relaciones íntimas tras ver la televisión, se debe a que lo consideran como un producto ligeramente ‘sustitutivo’ del sexo.

Es decir, la visualización de series provoca problemas de pareja y el tiempo que se dedica en ponerse al día en una ficción no se utiliza para mantener relaciones sexuales.