Exclusivo
Farándula

Dele una mano a Felipe, un cineasta con discapacidad

La salud del director se afectó en los últimos meses. Han tenido que operarlo dos veces y su tratamiento es costoso. Espera que lo ayuden a recuperarse.

Cineasta enfermo
Felipe Egas Acosta está delicado de salud. Pide ayuda para costear su tratamiento.Cortesía

El cineasta ecuatoriano, Felipe Egas Acosta, atraviesa una difícil situación de salud. Una osteomelitis crónica, producida —entre otras razones— por la espina bífida que padece, lo ha llevado al quirófano en algunas ocasiones, en los últimos meses.

El creador de la iniciativa Turi Cine fue internado en un hospital de la capital, el pasado 27 de marzo. Allí se le realizaron dos cirugías para aliviar su afección y mitigar los efectos que la enfermas está dejando en su cuerpo.

Luego de las intervenciones, el director de cine, de 34 años, continuará recibiendo medicación, al menos, por 28 días. Esta situación ha producido gastos adicionales que para Egas Acosta han sido difíciles de solventar, especialmente porque la enfermedad ha paralizado sus actividades.

En caso de que el joven director no cumpla con los tratamientos clínicos, su condición podría agravarse y regresaría al hospital. Si usted puede colaborar con Egas Acosta, comuníquese al teléfono 0984-438-383.

Cineasta
Los gastos de la enfermedad se le han hecho imposibles de costear.Cortesía

Superando los obstáculos

Aunque, el cineasta descubrió su amor por las artes cuando tenía nueve años, al crecer se inclinó por la dirección. Hace tres años, y apoyado en un par de muletas, estrenó su primer cortometraje: ‘Cartas de amor’, del uruguayo Eduardo Galeano.

No espera reconocimiento por el mal que lo aqueja desde que nació, Egas quiere triunfar en el séptimo arte por la preparación y experiencia que cultiva desde los 15 años. No tiene reparos en confesar que padece espina bífida (una malformación congénita del tubo neutral).

Él dice que los nervios solo se desarrollaron hasta la cintura y no puede manejar sus piernas. Sin embargo, su condición no le impide tomar la cámara, salir a las locaciones, incluso jugar al fútbol con los panas.

Otra de sus banderas es el Turi Cine, un proyecto con el que ha llevado cine ecuatoriano a las comunidades más remotas del país.

obra

Del barrio al teatro, para matarse de risa

Leer más