Cartas al director: El ministro del Interior

Exclusivo
Opinión

Cartas al director: El ministro del Interior

Realmente no entiendo por qué se dio el cambio de la denominación del ministro de Gobierno por la de Interior, mientras que por otro lado se creaban ministerios de diversas índoles, a veces innecesarias, el caso es que en los actuales momentos el ministro del Interior se encuentra “supuestamente” cuestionado de ciertas irregularidades.

Estamos viviendo en una sociedad en la que no hay garantías en ninguna parte. Existen diferentes tipos de agravios, como el magnicidio, matricidio, parricidio, uxoricidio, femicidio, homicidio, delitos informáticos; se repite el delito de Caín contra Abel, el robo de los celulares y en los transportes públicos es el pan de cada día, los asaltos a cada esquina, se producen violaciones por todos lados (incluyendo las jurídicas), dicho de otro modo, la seguridad está en crisis.

Si nos ponemos a observar que en el país no hay trabajo, que los jóvenes estudiantes, en la mayoría de los casos no pueden continuar sus estudios, la situación se pone difícil, rayándola en las peores condiciones de vida, atentando en contra del bienestar de la sociedad; es hora que nos unamos todos y busquemos el cambio de la situación que estamos viviendo.

Recordemos además que en el pasado los ministros de Gobierno tenían que ver con los intendentes y gobernadores, sino también tenían que participar con problemas municipales, de vez en cuando de tipo religioso, porque esas eran sus amplias competencias. Sin embargo, es de reconocer que el actual ministro cuencano ha cumplido una importante campaña, sobre todo para desbaratar a diversas bandas de narcotraficantes y capturar toneladas del peligroso producto que comercializan.

Lic. Ricardo Ordóñez Jaramillo.