Exclusivo
Opinión

Columnas: La desnutrición infantil

Según las estadísticas, 4 de cada 10 niños en Ecuador sufre de desnutrición, lo cual constituye un problema grave de salud pública.

Según las estadísticas, 4 de cada 10 niños en Ecuador sufre de desnutrición, lo cual constituye un problema grave de salud pública. Habría que saber si la población conoce sus causas y consecuencias. Según publicación de El Comercio, esta es mayor en Chimborazo, Bolívar y Santa Elena, con 48.9%, 40.8% y 37.3%, respectivamente. Compete a las autoridades investigar por qué. Los síntomas más evidentes son delgadez, piel y cabellos secos, infecciones frecuentes, anemia, mala memoria, desconcentración, poco rendimiento escolar, bajo nivel intelectual, aparato inmunológico deprimido. Lo más importante son las terribles consecuencias que, para un pueblo, significa tener personas con estas características. Es evidente que, para los intereses del país, la desnutrición es uno de sus principales enemigos, porque las carencias infantiles no se compensan nunca y, cuando se llega a la adultez, sus efectos no permiten pensar y trabajar de modo adecuado y eficiente.

Hoy, el gran desafío de la ONU es reducir la subalimentación en todos los lugares en donde, como en el Ecuador, se presenta con mayor incidencia. Habría que insistir mucho en la erradicación de la miseria mediante la capacitación y empleo, en la producción de alimentos y nutrientes al alcance de las grandes masas, y, sobre todo, una buena educación desde la escuela.

Una vez más, esta también es una tarea que nos compete a todos.