Exclusivo
Opinión

Editorial: Guayaquil tiene otro atractivo

Está a las órdenes del público este entretenimiento que se ha inaugurado y funciona ya gracias a la iniciativa municipal de Guayaquil que ha suscrito un contrato para el efecto con sus empresarios y constructores.

Está a las órdenes del público este entretenimiento que se ha inaugurado y funciona ya gracias a la iniciativa municipal de Guayaquil que ha suscrito un contrato para el efecto con sus empresarios y constructores.

La Perla es la más alta de América del Sur. El recorrido, por cada vez, tiene una duración de doce minutos aproximadamente y ha concitado la curiosidad de un gran número de personas que han esperado la inauguración del servicio que ya está en funciones.

Sin embargo, se ha expresado cierto temor por la posibilidad de un accidente, aunque eso no ocurriría, pues las seguridades son absolutas, pero nunca se puede descartar este hecho ya que hasta en la paz de los hogares suelen producirse accidentes de consideración. Para el caso de esta remota eventualidad se ha contratado un seguro por cien mil dólares que operará en favor de todos sus ocupantes.

La Perla de Guayaquil no es la más alta del mundo, pero se halla entre las más importantes y congregará, está congregando ya, a muchísimas personas que esperan sentir la emoción de vértigo que produce la altura a una adecuada velocidad.