Editorial: Abnegada labor del bombero en Guayaquil

Exclusivo
Opinión

Editorial: Abnegada labor del bombero en Guayaquil

La ciudad de Guayaquil, que durante siglos tuvo una estructura urbana llena de inmuebles construidos con material altamente combustible como la madera y la caña.

La ciudad de Guayaquil, que durante siglos tuvo una estructura urbana llena de inmuebles construidos con material altamente combustible como la madera y la caña, tuvo que soportar desde sus épocas coloniales incendios que en más de una ocasión la borraron del mapa, siendo reconstruida gracias al tesón y optimismo de sus habitantes. Uno de los más recordados por sus terribles flagelos fue el ocurrido en 1896, un año después del triunfo de la Revolución Liberal del 5 de Junio de 1895.

Por este ardiente historial de la ciudad frente al caudaloso río, el Benemérito Cuerpo de Bomberos de Guayaquil se convirtió en una de las instituciones más importantes, requerida y considerada por la población porteña. Fue fundada en el año 1835, lo que la convierte en la más antigua entre sus similares del continente latinoamericano.

La entidad, sin fines de lucro por ser un servicio público de tanta importancia, está constituida en forma similar a una unidad militar, dividida en cuatro niveles jerárquicos, desde la cúpula gobernante hasta el nivel de tropa. El día de hoy los guayaquileños le rendirán el homenaje que se merece el BCBG en su fecha clásica, con actos emotivos que nos recuerden su permanente lucha contra el fuego.