Exclusivo
Opinión

El préstamo del FMI

El primer mandatario agregó que parte del préstamo servirá también para atenuar la enorme deuda que se mantiene con el IESS, deuda que amenaza en el futuro el pago de las pensiones para los jubilados.

El directorio del Fondo Monetario Internacional (FMI) aprobó por unanimidad el acuerdo financiero con el Ecuador, de acuerdo a lo anunciado el pasado miércoles 30 por el presidente Lenín Moreno, lo que significa un préstamo de 6.500 millones de dólares que tendrá que ser cancelado por nuestro país dentro de un plazo de 27 años, con unas muy reducidas tasas de interés. De los 4.000 millones iniciales, llegó ya a las arcas fiscales la mitad, el pasado viernes.

Este tan importante crédito internacional, que contrasta con el firmado en el régimen anterior con el gobierno chino, en el que se cobraron altos intereses y se dispuso para la venta a ‘terceros’ nuestro petróleo, representa un importante alivio ante la iliquidez fiscal que por esta situación mantiene al Estado moroso ante instituciones públicas del propio país, así como de organismos internacionales.

La utilización de los dineros que se reciban de este préstamo será en su mayoría no para gastos operativos del gobierno, ni para bajar la deuda ante el atraso del pago de sueldos a buena parte de la burocracia, sino que servirán para enfrentar la problemática causada por la pandemia, siendo los beneficiarios los más afectados por el coronavirus.

El primer mandatario agregó que parte del préstamo servirá también para atenuar la enorme deuda que se mantiene con el IESS, deuda que amenaza en el futuro el pago de las pensiones para los jubilados.

TE RECOMENDAMOS