¡Abrakadabra! Tres sujetos entran a las casas por arte de magia

Exclusivo
Actualidad

¡Abrakadabra! Tres sujetos entran a las casas por arte de magia

Al ver las fotos de los sospechosos, una vecina de San Antonio se animó a contar su historia

Los magos
Víctimas de los sujetos no logran entender cómo ingresaron.Cortesía

Un sentimiento de incertidumbre embarga a los vecinos de San Antonio de Pichincha, en el norte de Quito. Varios robos a los inmuebles de lugar, ha generado temor entre los residentes, sobre todo después de que las imágenes de cuatro sujetos ingresando en un inmueble se viralizara en redes sociales.

Después de ver los rostros de las personas implicadas en los robos a las viviendas y reconocerlos, Laura (nombre protegido) se animó a contar lo ocurrido en su hogar hace dos semanas. “Yo estaba sola porque mi hijo se fue a hacer una gestión cuando escuché que alguien entró en el patio”, detalla.

Ella pensó que era su hijo quien había olvidado algo y regresó a la casa y no se percató de los cuatro hombres que, sin saber cómo habían entrado. Laura hubiera continuado con sus cosas, pero su celular empezó a soñar.

Rejillas

La ‘dan duro’ al robo de tapas de alcantarilla en Quito

Leer más

“Era mi hijo. Me decía que se iba a demorar y que yo avanzara almorzando para luego ir hacer las compras de la casa. En ese momento vi por la ventana porque sentía que alguien estaba ahí”, agrega. Lo único que la mujer pudo hacer fue cerrar las puertas con llave y llamar a la Policía. Tal vez los sospechosos escucharon la conversación, por lo que huyeron de la escena, solo segundos más tarde.

“Alcanzaron a llevarse una cortadora de césped y una bomba de agua. Lo que aún me intriga es cómo entraron a mi casa. Ninguna de las cerraduras había sido forzada ni había huellas de sus zapatos en las paredes o cerca de las ventanas”.

Al momento, existen varias denuncias sobre los mismos sujetos. Los residentes coinciden en que no logran entender la forma en la que entran a los inmuebles: sin ser vistos y sin vulnerar las seguridades.