Exclusivo
Actualidad

Los comerciantes de Imbabura cifran sus esperanzas en el nuevo Gobierno

Trabajadores de los centros de abasto esperan reunirse con nuevas autoridades para solucionar problemas como las ventas informales y falta de locales

comerciantes
Uno de los mercados de Otavalo luce con poco público.Maribel Rojas

Luego de que Guillermo Lasso se proclamara como nuevo presidente de la República, crece la expectativa entre los comerciantes de la provincia de Imbabura, especialmente en cuanto a cómo se va a atender a este sector de la economía ecuatoriana.

Washington Vela, presidente del Mercado 24 de Mayo de la ciudad de Otavalo dijo que esperan que lleguen las nuevas autoridades para con ellas buscar analizar y solucionar los problemas que tienen los comerciantes de estos recintos, como la informalidad, una actividad que perjudica a los formales. “Yo sé que todo mundo tiene derecho a trabajar, pero en forma ordenada y más que nada sin alterar el orden público”, indicó.

Para el dirigente es importante que se los tome en cuenta y participen de manera activa de las socializaciones para que puedan opinar y dar su punto de vista. Agregó que espera que el pedido sea positivo luego de escuchar las declaraciones de Lasso, en el sentido de que iba a buscar un consenso con todos los sectores.

Con él coincide Blanca Quinguango, dirigente de la Unión de Organización de Comerciantes Minoristas de Ibarra quien aseguró que debe haber una concertación en beneficio de la población. Ella espera que con el nombramiento de un nuevo gobernador de la provincia se puedan tratar temas como la construcción del Mercado Amazonas, debido que el actual cumplió su vida útil. Actualmente alberga a 3.500 comerciantes.