Exclusivo
Actualidad

¡Si crees que tu pana huele a huevo podrido, puede que tengas coronavirus!

El coronavirus ha provocado alucinaciones olfatorias en algunos pacientes, quienes han presentado pérdida total o parcial del sentido. Expertos dicen a EXTRA que 'no panda el cúnico' porque sí se lo puede recuperar.

coronavirus-olfato-mal-olor
Uno de los síntomas de coronavirus es la pérdida del olfato y no saber diferenciar algunos sabores.CANVA

Según el judaísmo, cuando llegue el mesías, este reconocerá a su pueblo mediante el olfato, ya que acorde a los sabios de antaño este sentido es el único que se abstiene de pecar. Siendo así, si este personaje se infecta de coronavirus, ¿cómo podrá valorar quién es quién, si sabe que uno de los síntomas de este 'bicho' es la pérdida -total o parcial- del olfato?

Para el doctor José Cotto Domenech, experto en otorrinolaringología de la Clínica Kenndy, hay que saber por qué este virus trae afectaciones al sentido del olfato, Primero, menciona que el COVID-19 o SARS-CoV2 es un virus en el cual su estructura molecular es en forma de corona y por ende tiene una alta capacidad de captación en ciertos receptores que se encuentran en la vía olfatoria

Cotto detalla a EXTRA que este tormentoso virus utiliza dos proteínas de la superficie de las células para entrar a ellas: la enzima convertidora de angiotensina 2 y la proteína transmembranal. Básicamente, dice, se unen a receptores estructurales en diferentes partes del epitelio en el cuerpo.

El especialista explica por qué se afecta el epitelio olfatorio, siendo que este virus entra al techo nasal donde se encuentra el área olfatoria, llamada área de Schultze.

“Este techo nasal está tapizado de epitelio olfatorio y está formado por tres tipos de células: las basales, neuronas sensitivas olfatorias, células de soporte”.José Cotto Domenech, otorrinolaringólogo / Clínica Kennedy

A este criterio se une el también otorrino Ricardo Elicio Mendoza, experto en entrenamiento en Cirugía Endoscópica Rinosinusal del OmniHospital, quien afirma que esta pérdida del olfato puede ser de origen periférico o central.

El experto, posgradista de la Universidad Católica de Argentina, explica que puede ser periférico, cuando la lesión se da en el neuroepitelio olfatorio. “Cuando ocurre esto, quiere decir que hay un problema nasal, como una poliposis, cuadro de rinitis, o cuadro infeccioso por algún trastorno viral o bacteriano”, dice. Y central cuando la lesión se da en la misma vía olfatoria pero nivel del sistema nervioso central.

PERDIENDO EL OLFATO

Gel

¡Pilas con el chiquito! Lo que debes saber antes de comprar antibacteriales

Leer más

Cotto explica que cuando una persona pierde el sentido del olfato es porque generalmente estas moléculas virales se alojan en el epitelio olfativo, quedando atrapadas allí porque tienen una facilidad para irrumpir en la parte intercelular de esta zona.

“Hay una exponención de estas células a este nivel y un proceso inflamatorio local produciendo una neuritis olfatoria que provoca una afección a las células de soporte”, argumenta el entendido, quien afirma que esta batalla de células provoca la anosmia (pérdida total del olfato). 

Cuando usted percibe un olor, como el café o chocolate -dice Mendoza- estas sustancias odoríferas tienen que llegar al neuroepitelio donde estas células captan esta fragancia y provoca una reacción química produciendo el traslado de la información biométrica al cerebro.

"A mi me llega el estimulo pero este tiene que se captado por estas células, pero si ellas -que son las neuronas sensoriales- están afectadas, inflamadas o muertas a consecuencia de un virus no va a ver captación de olor".Ricardo Elicio Mendoza, expero en Cirugía Endoscópica Rinosinusal / OmniHospital
Ricardo Elicio Mendoza, otorrinolaringólogo del OmniHospital.
Ricardo Elicio Mendoza, otorrinolaringólogo del OmniHospital.Cortesía

Los olores fantasmas que ha dejado la covid-19

Ante el pronunciamiento de la anosmia, la doctora Loira Ronquillo, especialista en otorrinolaringología, explica que hay diversos tipos de pérdida de olfato. En primera instancia tenemos la anosmia, que es la ausencia total de olores

“El paciente no huele ni percibe nada y esto ocurre en más del 40% de los pacientes covid-19, pero la mayoría lo recupera”, dice Ronquillo a EXTRA.

Además, dice que en cuanto a la alteración de un olor u otro se debe a una inflamación en el sistema olfatorio. “Se sabe que el covid-19 se pega a estas células y se multiplica en dicha zona que provoca la pérdida del olfato”, agrega.

La cacosmia es producida por la infección del SARS-CoV2 en el área de schultze, pero este se altera produciendo en los pacientes olores fétidos y putrefactos.

Incluso, Mendoza corrobora y dice que la cacosmia es una percepción de olores pútridos, pero hay otro tipo: la fantosmia, que es la sensación olfatoria percibida en ausencia de un olor donde el paciente percibe algo que no existe. “Estas son las alucinaciones olfatorias y por ende el paciente crea olores fantasmas”, expresa.

“La fantosmia no una sintomatología exclusiva para el covid-19, hay otras patalogías que pueden causar fantosmia”, afirma. Por ejemplo, si hablamos de una fantosmia a nivel central, no significa que sea covid, puede ser alzheimer, epilepsia, parkinson o alguna tumoración cerebral, detalla.

EL GUSTO, OTRO QUE TAMBIÉN SE PIERDE

El sentido del gusto es otra de las afecciones del SARS-CoV2, porque al igual que el epitelio olfatorio, el gusto está formado por células llamadas gemas gustativas y que trabajan en conjunto con las células receptoras, de soportes, precursoras o basales.

“Aunque no está bien descrito el nivel de exponención de las proteínas de la enzima convertidora de angiotensina 2 y la trasnmembranal en las papilas lenguales, el virus puede afectar estas gemas provocando una neuritis que daña el sentido del gusto y enferma la zona”, estipula Cotto.

RECUPERANDO LOS SENTIDOS

No todo está perdido. A medida que van pasando los días, el paciente recupera el sentido del olfato, pero puede haber percepciones en las cuales el paciente no tiene una estructura molecular completa.

40

Coronavirus: Quito huele a desgracia y muerte

Leer más

“Sus células de soporte aún siguen afectadas pero comienza a percibir olores que no son captados a un 100%”, alerta Cotto.

Asimismo, Mendoza acierta en que hay pacientes que no recuperan el olor a un 100%, porque esto “depende del organismo de cada persona”. 

Un promedio del 80 y 90 por ciento recuperan el olfato con los primeros días o meses.

Ambos expertos consultados por EXTRA coinciden en que la pérdida del olfato y gusto son un indicador temprano de estar infectado con covid-19, pero no es la ley absoluta porque no está del todo comprobado. Es decir, pueden existir otras afecciones virales que provocan la ausencia de estos sentidos.

“No necesariamente un SARS-CoV2 puede presentar pérdida del gusto y olfato en la persona”, dice Cotto, quien sostiene que no es necesario hacerse la prueba del coronavirus en caso de tener este tipo de síntomas.

En cambio, Mendoza discrepa con Cotto. Todo paciente que tenga síntomas como fiebre, dificultad para respirar, tos, congestión, anosmia o fantosmia, afirma, es un paciente sospechoso para covid-19, y la única garantía que ve viable es hacerse la prueba PCR para covid.

LA REGENERACIÓN CELULAR, EL SALVAVIDAS

Los contagios de coronavirus siguen en aumento en Ecuador

¿Qué prefiere el 'guayaco': morir de hambre o de coronavirus?

Leer más

Los otorrinos dejan por escrito que cuando los pacientes que tienen esta afecciones logran recuperar el olfato es porque hay una regeneración celular

"El tiempo de vida que tienen estas células es de aproximadamente 30 a 120 días pero hay una regeneración de células constante, entonces en ese momento hay una retapizacion de la mucosa olfatoria y por ende el paciente puede volver a percibir olores", precisa Cotto, ya que esto depende de la carga viral con el que el paciente se haya infectado.

A esto, Mendoza acota: "Nosotros en el área del epitelio olfatorio tenemos una cantidad de células que tienen capacidad de regenerarse. Es por ello que cuando hay algún cuadro inflamatorio o infeccioso, se tiene la esperanza de que se vuelva a recuperar la capacidad olfatoria".

¿Cómo recuperar el olfato? Cotto remarca que no existe un ejercicio especÍfico para recuperar el olfato o gusto. Dice que hay que "tener paciencia y guardar la calma". 

Realmente es una afección que dura unos 15 días donde el paciente puede volver a percibir olores y gustos; esto depende del sistema inmunológico de cada persona".Loira Ronquillo, otorrinolaringóloga privada

Además, esta regeneración celular va a depender mucho del origen. Si es covid-19, se puede usar corticosteroides nasales que tienen una acción antiinflamatoria o se puede usar el reentrenamiento olfativo donde se comienza a entrenar al paciente.

"Este entrenamiento hace que paciente perciba los olores de a poco para que recuperen el sentido. Tiene que ser primero visual y después olfativo para que el cerebro vuelva a reconocer el olor y poder retenerlo. Es un proceso que puede durar dos meses y extenderse hasta seis, todo depende del organismo", finaliza Mendoza.

TE RECOMENDAMOS