Exclusivo
Actualidad

Graduaciones: “Es ilógico lo que la alcaldesa está sugiriendo al COE Cantonal”

Un epidemiólogo y un urbanista analizan la sugerencia de Cynthia Viteri respecto a la flexibilización de las fiestas de graduación

graduación
La sugerencia de graduación tendrían regulación de aforo.Archivo

Luego de que la alcaldesa Cynthia Viteri tuiteara que pedirá al Comité de Operaciones de Emergencias (COE) de Guayaquil que flexibilice las medidas para que se realicen fiestas de graduaciones de bachilleres, hubo reacciones a favor y en contra de la sugerencia.

Policías y personal del Municipio desmontaron las piscinas.

En Guayaquil Policía y Municipio aguaron el piscinazo a los carnavaleros

Leer más

“Los niños y sus padres tienen derecho a vivir una graduación memorable y que sea un lindo recuerdo”, publicó la alcaldesa, al destacar que estos eventos podrán celebrarse en lugares externos a los planteles educativos, en cumplimiento con lo sugerido por el COE Nacional.

Decenas de usuarios en redes sociales criticaron que, para algunos asuntos se actúe con rigurosidad y, para otros, haya mayor soltura en las disposiciones para evitar contagios de la COVID-19. Durante el Carnaval, por ejemplo, hubo críticas respecto a la prohibición de piscinas afuera de los domicilios, que es una tradición de varias familias guayaquileñas, en especial, en el suburbio de la ciudad.

Para Mario Paredes, epidemiólogo de la Dirección de Sanidad de la Armada del Ecuador, “realmente tiene un sentido totalmente ilógico lo que se sugiere al Comité de Operaciones de Emergencia (COE), porque si se verifica la información a nivel mundial, el distanciamiento social y prohibición para realizar ciertas actividades son muy claras para evitar contagios”, comentó.

Paredes hace una comparación entre la sugerencia que Viteri lanzó este 22 de febrero de 2021 con la última prohibición e Guayaquil: la instalación de piscinas en Carnaval. El especialista cree que “más vale la instalación de piscinas con suficiente distancias entre los grupos familiares que las utilicen, además de que muchas de ellas tienen cargas de cloro, que podría ser incluso un factor protector, porque inactiva al presencia del virus”.

Para el médico, hay medidas que “no tienen sentido”. Pone de ejemplo la época de cierres de campaña en las que hubo aglomeraciones evidentes y de la cual la alcaldesa Viteri fue parte. “No hubo ningún respeto a las normas de distanciamiento social y uso de mascarilla. Para los feriados es que se extreman las medidas”, añadió.

Como médico, recomienda que se respeten las medidas como lo manda la Organización Mundial de la Salud (OMS) en la utilización de espacios públicos, pero si esto no se va a hacer, “pues abramos todo, porque lamentablemente estamos aplicando la ley a unos, pero para otros no hay ley. Y en este momento nosotros ya no podemos discernir la fuente de contagios”.

Policías y personal del Municipio desmontaron las piscinas.
Policías y personal del Municipio desmontaron las piscinas.Álex Lima

Reactivación

Para Luis Alfonso Saltos, arquitecto, especialista y máster en planificación urbana y regional, hay que poner las situaciones en una balanza, quién tiene preponderancia a reactivar económicamente y qué medidas existen para ello. “No hay medidas diferenciadas para cada tipo de actividades urbanas, solo de servicios”, comentó.

Para el experto, lo que se debe hacer es buscar alternativas a la prohibición. Por ejemplo, en el tema de las piscinas, indica que lo ideal es que se hubiera promovido que su instalación se diera por núcleos familiares, o abrir los parques para la instalación de las piscinas con control de aforo.

“No es irte contra las costumbres o tradiciones que a tu criterio pueden ocasionar contagios. Es adecuar esas tradiciones a la nueva realidad. Entonces, ¿cuál es el ejemplo y discurso hacia la ciudadanía? ¿Medidas de bioseguridad a la carta?”, precisó.