Exclusivo
Actualidad

Un amigo por Internet lo drogó y le vació el departamento 

El relato desesperado de un joven que fue víctima de un robo, en Quito, conmociona las redes sociales. La víctima al parecer fue escopolaminada

Asalto - Víctima - Escopolamina - Quito
El afectado no recuerda nada de lo que pasó la noche de ayer. Él cree que lo drogaron antes de robarle sus pertenencias.Pixabay

Un joven desesperado y aturdido porque supuestamente lo 'escopolaminaron', denunció en sus cuentas de redes sociales, la mañana de este 5 de agosto del 2020, que habría sido víctima de un asalto en su propia casa.

El afectado relató llorando que hace unos meses había conocido a un individuo por Internet, con quien solo conversaba por chat hasta que decidieron reunirse la noche del 4 de agosto en casa de la hoy víctima, porque según esta, ya habían "entrado en confianza". Sin embargo, el afectado vivió uno de los peores días de su vida.

Según su testimonio relatado en dos vídeos subidos a su cuenta personal de Twitter (los cuales  se volvieron virales en algunas plataformas digitales), el joven hizo ingresar al sujeto a su domicilio y tomaron algunas cervezas. Momentos después, el anfitrión fue hacia el baño porque sintió la bebida un poco dulce . Luego de eso ya no recuerda nada más.

Despertó y vio su casa vacía

La madrugada de este miércoles 5 de agosto, el joven se despertó en su cama y estaba muy mareado. Él presume que lo drogaron. Miró a su alrededor y se percató de que el desconocido había vaciado su departamento. Le había robado el dinero del  último sueldo recibido en su trabajo, las tarjetas de débito, un computador, una tableta gráfica, el celular, prendas de vestir y otras pertenencias. “Me robaron mi vida entera”, expresó la víctima.

El joven revisó las cámaras de seguridad del edificio donde vive y vio que a las 21:43 del martes, el sospechoso salía con la bicicleta que había comprado hace un mes. Luego, el afectado fue hasta la Fiscalía para denunciar el hecho, pero según él, no lo ayudaron. También se contactó con la Policía y tampoco recibió una respuesta a su pedido.

Por eso, angustiado y aturdido por lo que había pasado fue a la casa de una amiga desde donde compartió su mala experiencia en sus redes sociales. “Las personas que están viendo este video cuídense para que no les pase lo que me pasó a mí”, aconsejó.

RELACIONADAS
TE RECOMENDAMOS