Exclusivo
Actualidad

Madre acusa a su exsuegro de violar a su hijo, y al padre de manosearlo

A pesar de las graves acusaciones la progenitora perdió la tenencia del niño. El caso se cerró en el 2016. Hace un año la fiscal provincial lo reabrió

El niño habría sido violado desde que tenía 3 años. Ahora permanece con sus supuestos agresores sexuales.
El niño habría sido violado desde que tenía 3 años. Ahora permanece con sus supuestos agresores sexuales (dramatización).Pixabay

Está desesperada. Desde hace nueve meses María (nombre protegido) no ha vuelto a ver a su único hijo. En el 2017 ella perdió su tenencia y desde diciembre de 2019 su expareja y padre del menor, no le permite verlo. 

María contó a EXTRA que su pesadilla comenzó hace cinco años, cuando descubrió que su pequeño, quien entonces tenía 3 años, era víctima sexual por parte del abuelo paterno de este.

"Mi niño un día llegó a casa y no podía sentarse, al preguntarle qué le pasaba me confesó que su abuelo le introducía sus dedos en sus partes íntimas", contó la preocupada mujer.

Pero este no era el único delito sexual del que el menor supuestamente era víctima. Su padre también tocaba sus órganos sexuales, dijo la mujer.

Aterrada por lo que le ocurría a su hijo, María acudió a la Fiscalía para denunciar el delito sexual y tratar de evitar que el padre y abuelo mantengan contacto con el menor.

Archivaron el caso

Sin embargo, en el 2016 el caso fue archivado. La Fiscalía argumentó que no había elementos convincentes para formular cargos. "Se le realizó el examen proctológico y cámara de gessel, cuyos resultados evidenciaron la violación de la que fue víctima mi niño por parte de su abuelo paterno y aún así archivaron mi caso", insistió la progenitora.

RELACIONADAS

María manifestó que en ese mismo año, su expareja le puso una demanda para pedir la tenencía del niño.  Al respecto, la madre recuerda que "mi hijito no quería ir a las visitas, se ponía a llorar, finalmente en el 2019 perdí la tenencia y mi hijo quedó en manos de su padre y abuelo".

Una luz de esperanza

Armada de valor y con la esperanza de recuperar a su niño, la afectada acudió donde la titular de la Fiscalía Provincial y le solicitó ayuda y la reapertura del proceso.

"La fiscal me escuchó y reabrió el caso, vio que estaba plagado de irregularidades. No descansaré hasta tener a mi niño de vuelta, sano y salvo. Mi pequeño ya tiene 8 años y no sé nada de él", manifesó María.

Recordó que hasta el 2015 ella dejaba a su hijito en una ofician de la Dinapen y que allí lo recibía el padre y lo llevaba hasta su casa en Durán, donde habría ocurrido la agresión sexual.

Su abogado, Carlos Barberán explicó que, desesperada, al no saber de su niño, la mujer buscó ayuda y acudió donde la Fiscal Provincial, pero que aún no ha podido ver a su retoño.

"Solicitamos a la autoridadas que le presten atención a este caso, no han hecho nada durante cinco años", sostuvo Barberán.

TE RECOMENDAMOS