Exclusivo
Actualidad

Ministro de Salud dice que registros de vacunados son confidenciales

Juan Carlos Zevallos justificó la vacunación en un centro privado durante su comparecencia en la Asamblea

ZEVALLOS
Juan Carlos Zevallos, ministro de Salud.TWITTER

El ministro de Salud, Juan Carlos Zevallos, justificó la mañana de este 25 de enero la vacunación que se realizó el fin de semana en el interior del Hospital de Los Valles, en la capital, con personal del Pablo Arturo Suárez, tras una serie de críticas por el manejo de la priorización de las personas que son las primeras en recibir las dosis.

"Hay una tergiversación de la información, una ignorancia de los que salieron en redes sociales y la relación de las brigadas del hospital Pablo Arturo Suárez en el Hospital de los Valles. No es que se les quitaron, hay un solo centro de distribución y de ahí salen a todos lados. ¿Por qué estuvieron ahí los del Pablo Arturo Suárez? Porque son parte de las brigadas que se han sido capacitadas", dijo Zevallos ante los integrantes de la Comisión de Salud de la Asamblea, quienes lo citaron para que explique el protocolo de vacunación.

El ministro, quien no respondió por qué había sido de los primeros vacunados pese a que varios asambleístas se lo preguntaron, también agregó que los médicos y demás personas del Hospital de Los Valles y del centro gerontológico privado que está en la misma zona "tienen tanto derecho" a ser vacunados que los que están en los públicos. Tampoco explicó por qué se impidió el ingreso a la prensa al lugar."

El Hospital de los Valles es parte de la macro red de Salud y tienen tanto derecho los médicos que trabajan en esa institución como los que están en el IESS, en el ISSPOl, en el ISSFA o en cualquiera de los del Ministerio de Salud Pública, es un planteamiento genuino. Así se planteó desde el principio el proceso de vacunación, así hemos manejado la pandemia. Hemos atendido pacientes independientemente de si vienen de sitios públicos o privados", mencionó el ministro.

Los asambleístas también le cuestionaron al ministro por el hermetismo y falta de transparencia que envuelve las cifras de vacunación, a lo que él contestó que eso está dentro de un acuerdo de confidencialidad. 

"Es muy importante que nosotros tengamos confidencialidad en el término de quién se vacunó, a qué hora se vacunó, cuál persona, todo eso tiene que ser mantenido de forma confidencial porque estamos administrando una vacuna, pero eso no quiere decir que nada algo secreto ni nada oculto".

Con respecto a funcionaria que se detectó que en el hospital Carlos Andrade Marín se había vacunado sin ser parte del personal prioritario, Zevallos dijo que "había cometido un error", pero que sin duda se le administrará la segunda dosis. "La persona que fue separada es un ser humano, cometió un error, está muy bien, ya ha sido destituida del cargo, pero negarle la segunda dosis sería un error", apuntó.

Zevallos también dijo es una "situación súper hiper compleja" la de permitir la compra de vacunas por parte del sector privado. "Si hay gente aquí que vendió bolsas para cadáveres, el abrir esto para que se comercialice la vacuna me parece un error tremendo y este es un compromiso global que tienen las farmacéuticas con los gobiernos", dijo. 

Sin embargo agregó que el Gobierno tiene la intención de liberar la compra, pero "bajo ciertas condiciones". "Que los municipios, las universidades, que la misma Asamblea pueda adquirir las vacunas, pero que pasen por los requisitos que señala el Arcsa, y que las personas estén capacitadas con para el manejo de la cadena de frío y toda la administración de la vacuna y que tampoco se comercialice las vacunas, que las vacunas no se pueda vender, que se pueda mandar a todas las personas que lo necesiten"..