Riobambeños recordaron 19 años de explosión de polvorín

Exclusivo
Actualidad

Riobambeños recordaron 19 años de explosión de polvorín

Comité de Solidaridad exigirá reabrir investigación para conocer la verdad.

Familiares de las víctimas de la explosión colocaron flores en el centro de Riobamba.
Familiares de las víctimas de la explosión colocaron flores en el centro de Riobamba.Cortesía

Bolívar Guamán llegó cargando flores y carteles al lugar donde su hija y yerno murieron hace 19 años, cuando esquirlas de la explosión del polvorín de la Brigada Blindada Galápagos (una de las mayores reservas de armamento bélico) los impactaron.

La pena que Bolívar ha llevado a cuestas durante estos años ya ha afectado su mente, y aunque divaga este episodio lo tiene claro. Recuerda que su hija fue a proteger con su cuerpo a su pequeño de 2 años, cuando la desgracia le quitó la vida a ella y a su pareja.

RELACIONADAS

A él lo acompañaron la mañana de este sábado 20 de noviembre algunos familiares y representantes del Comité de Solidaridad, conformado para buscar se indemnice a los afectados. Pero después de casi dos décadas todavía no se han desclasificado los informes.

“Es un episodio de ingrata recordación, cuando las granadas salían como fuegos artificiales hasta la ciudad, explosiones que hacían correr a más de cien mil habitantes; solo miembros del Ejército decían que evacúen, que la ciudad iba a desaparecer. Cuántos muertos, heridos, personas que perdieron la visión, el oído...”, rememoró don Bolívar.

Por su parte, Patricia Herrera, integrante del Comité de Solidaridad, indicó que el colectivo consiguió que se promulgara la ley en la que se prohíbe tener armamento cerca de las ciudades, pero que van a organizarse nuevamente para conseguir que antes de los veinte años se sepa la verdad de los sucesos.

RELACIONADAS

“Riobamba se merece la verdad, no se puede olvidar, es una deuda que el Estado tiene con esta ciudad que quedó destruida y se levantó, pero por la pujanza de sus habitantes, porque la abandonaron”, señaló.

Al momento se desconoce cuántos de los afectados todavía están vivos y si fueron indemnizados por el Ejército, pero el Comité aspira a que se retome la investigación para determinar los datos reales. (PO)