Exclusivo
Buena Vida

Loja: Devotos irradian su fe en santuario de El Cisne

Por segundo año consecutivo no se hará tradicional caminata. La efigie será llevada en reserva hasta la ciudad de Loja

santuario
Tradición. Desde hace varias generaciones, creyentes llegan a postrarse ante la imagen de la Virgen María.Freddy Inga

Como lo ha hecho en más de la mitad de su vida, Margot Suquilanda, de 40 años, quien es oriunda de Quevedo, provincia de Los Ríos, cumplió con su acto de devoción, visitar el santuario de la Virgen de El Cisne, en Catamayo, provincia de Loja.

El año pasado “fue difícil por la pandemia”, acota tras postrarse ante la afamada imagen que está en el altar principal del templo. Lo hizo en gratitud por el milagro de estar con vida. “Le agradezco a mi Virgencita de El Cisne. Me sacó de la sala de UCI, luché contra la COVID, estuve hospitalizada cerca de un mes, fue duro para mí, perdí a mi esposo”, señala la señora.

Por ello, después de su recuperación se propuso ir a la casa de su “reina”. Sentía que debía hacerlo y es que entre sus delirios, durante su enfermedad, vio a su cónyuge al lado de la Virgen. Aquello tiene un significado especial para esta devota.

Renato Rojas, oriundo de Cuenca, también tiene su nexo con la patrona de los lojanos. Después de sus momentos de meditación, el creyente destacó lo difícil que ha sido para él y otros creyentes el no poder caminar con la efigie.

templo
Los fines de semana acuden más personas al Santuario de El Cisne.Freddy Inga

Él también tiene por costumbre acudir al centro de peregrinación en Catamayo, a mediados de cada agosto, para lo cual programa sus días de vacaciones. “Me alegro porque las autoridades pudieron dar luz verde para que nuestra madre llegue a Loja. Me da tristeza saber que no habrá romería”, dice, pero entiende que esta decisión de las autoridades es por seguridad, para precautelar la salud de los feligreses.

Por segundo año consecutivo no habrá la acostumbrada caminata de fe, desde que Simón Bolívar decretó, en 1829, que por la Fiesta de la Ascensión de la Virgen se traslade la imagen desde la parroquia de El Cisne hasta Loja, pero como ha sido costumbre de generación en generación, el emblemático santuario de la parroquia El Cisne vuelve a ser visitado por multitud de creyentes.

El párroco del Santuario El Cisne Sócrates Chinchay comentó que cumpliendo con las medidas dispuestas, se limita el número de devotos en el templo y que en estos días realizan seis misas diarias.

Entre la Diócesis, el COE Provincial, Gobernación, Policía Nacional se coordina el traslado de la representación de la Virgen hasta la capital de la provincia. La fecha y hora del desplazamiento se mantienen en reserva para prevenir que haya concurrencias. Usualmente sacaban la efigie el 17 de agosto y emprendía el recorrido de 72 kilómetros que lo hacía en tres días.

Según informó la Diócesis, la Virgen de El Cisne será recibida en la catedral de Loja, pero no realizarán la misa campal. En esta ocasión solo permitirán entrar a 250 asistentes a las eucaristías. (FIR)

virgen
El fervor multitudinario a la Virgen surgió hace 400 años.Freddy Inga
Estudio a romería mariana

La romería a la Virgen de El Cisne es la manifestación cultural-religiosa más importante en el sur del país y por ello, en agosto de 2019, iniciaron las acciones para incluirla en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial del país.

El Instituto Nacional de Patrimonio Cultural realizó estudios técnicos, históricos y antropológicos de la advocación y romería mariana para el expediente.

Por muchos años, al traslado de la imagen desde El Cisne a Loja del 17 a 20 de agosto, era acompañado de miles de creyentes cumpliendo promesas.