Exclusivo
Cuerpeo

¡Auxilio, no tengo orgasmos!

La anorgasmia en su mayoría es padecida por mujeres, sin embargo, hay hombres que también la sufren y depende de diversos factores

no orgasmos
Este padecimiento puede surgir a causa de problemas psicológicos relacionados a los abusos sexuales.Freepik

Una persona puede estar muy excitada, le puede gustar mucho su pareja sexual y sentir placer durante el encuentro, sin embargo, tener un orgasmo parece casi imposible. Este podría ser un caso de anorgasmia.

De acuerdo a Paola Pérez, sexóloga del programa El placer de los lunes que se transmite a través del Facebook Live de Diario EXTRA, esto se puede dar por múltiples factores que pueden ser físicos, psicológicos, patológicos, entre otros.

La anorgasmia es más recurrente entre las mujeres que en los hombres, puesto a que en ello el diagnóstico es más complejo, ya que no se debe incluir en esta definición a la disfunción eréctil o tener problemas de eyaculación, pues el orgasmo masculino no debe tomarse como un sinónimo de eyaculación.

Pérez también insistió en que hay un mito: que el condón le quita la capacidad a los hombres de tener un orgasmo. “Esto es falso e irresponsable. Muchos hombres usan esta excusa para no usar protección durante el sexo, cuando esto no tiene nada que ver con el orgasmo. Lo que sí puede haber es falta de lubricación, pero esto se arregla usando lubricantes adecuados”, comentó.

Por otro lado, lamentó que en nuestra sociedad está tan normalizado el abuso sexual que padecen las mujeres incluso dentro de su propio entorno familiar o de pareja, que esto puede ocasionar traumas que impiden que disfrute de las relaciones sexuales.

Algunos factores que pueden estar en el origen de la anorgasmia son: la toma de ciertos medicamentos, como los antidepresivos, problemas psicológicos, déficit de testosterona, enfermedades del aparato circulatorio, endocrinológicas, ginecológicas o neurológicas.

Tampoco debe olvidarse una deficiente formación e información sexual, así como la falta de comunicación con la pareja como origen del problema. Lo cierto es que apenas el 5% de los casos de anorgasmia tienen una causa orgánica identificable.

Es importante el diálogo y buscar, en primera instancia, hacer las cosas de manera distinta a cómo se han estado ejecutando. La autoexploración es primordial.

  1. Los ejercicios de Kegel son un clásico entre las mujeres que quieren tener estupendos orgasmos. Lo ideal es hacer estos entrenamientos a diario, o incluso varias veces al día.
  2. Más del 70% de las mujeres asegura que el estrés aminora su excitación, lo que reduce las posibilidades de llegar al orgasmo. Lo mejor es dejar las preocupaciones para otro momento.
  3. La regla básica para conseguir buenos orgasmos es conocerse bien. Saber cómo funciona nuestro particular aparato y cuál es la mejor manera de satisfacernos.
  4. Estar cansado imposibilita o empeora enormemente nuestra capacidad de sentir. Reserva momentos de frescor y lucidez cuando se trate de buscar un buen orgasmo.