Exclusivo
Deportes

¡Hasta intentó suicidarse! Así es la vida del árbitro Sebastian Coltescu, quien llamó "negro" a Pierre Webó

El árbitro Sebastian Coltescu es considerado "problemático" y racista. Este nuevo escándalo ha abierto su caja de pándora.

Sebastian Coltescu fue quien llamó
Sebastian Coltescu fue quien llamó "negro" a Pierre Webó.Cortesía

Una cajita de sorpresas, así es el cuarto árbitro, Sebastian Coltescu, quien está en el ‘ojo del huracán’ tras la acusación de llamar “negro” al exfutbolista y asistente técnico Pierre Webó, lo que ocasionó que el partido de Champions entre PSG vs Instanbul Basaksheir se suspenda.

Apenas los jugadores abandonaron el partido, suspendiéndose inmediatamente, el árbitro ‘corrió’ a llamar a sus familiares para decirles que no era ningún racista. 

“Solo trato de ser bueno. No voy a leer ningún sitio de prensa estos días. ¡Cualquiera que me conozca sabe que no soy racista!”, dijo Conltescu.

ESTAMBUL

Le dijeron "negro" a miembro de cuerpo técnico y se suspendió partido de Champions League

Leer más

Pero este supuesto gesto abrió su ‘caja de pandora’; básicamente si vamos de atrás para adelante, el réferi empezó su vida de arbitraje en 1996, y fue después de 10 años donde comenzó su vida polémica. Coltescu tuvo una vida profesional de altos y bajos, ya que lo subían de categoría y, por sus polémicas, volvía a las divisiones inferiores del fútbol rumano.

Con estos antecedentes, Coltescu se intentó suicidar varias veces. La última fue cuando intentó lanzarse de una ventana de un tercer piso, pero fue rescatado a tiempo, en el 2008.

Además, hubo varios encuentros deportivos donde el árbitro fue un ‘abogado del diablo’ y expulsó a siete jugadores y sacó 13 tarjetas amarillas, incluso en ese encuentro terminó agarrando del cuello a un jugador. Por estas cosas fue apodado como “problemático”.

Y no contento con estos problemas de conducta, Coltescu está pasando por un proceso de divorcio y a eso hay que sumarle la muerte de sus padres entre el 2019 y 2020.

RELACIONADAS

Sin embargo, el árbitro principal del partido polémico, Ovidiu Hategan, no quiso dar declaraciones a la prensa. "No podemos hacer ninguna declaración, primero debemos hablar con la UEFA", dijo.

Asimismo, Csaba Asztalos, presidente del Consejo Nacional de la Lucha contra la Discriminación en Rumanía, aseguró que podría haber identificado a Webó de otra manera

RELACIONADAS

"Se podría haber referido a él por el número, podía decir que era afroamericano… En realidad, esto muestra su grado de conocimiento. Es una gran mancha para Rumanía y nuestro arbitraje”, indicó Asztalos.

“Para nosotros, incluso para la institución que represento es una mancha enorme», concluyo.

TE RECOMENDAMOS