Exclusivo
Actualidad

Crimen en Ballenita: ¡Asesino, enamorado!

El presunto autor material de la muerte de la argentina Gabriela Pedraza y sus supuestos cómplices fueron detenidos en Santa Elena.

La cordobesa Gabriela Andrea Pedraza tenía 50 años cuando fue asesinada.
La cordobesa Gabriela Andrea Pedraza tenía 50 años cuando fue asesinada.Cortesía

Transcurrieron 109 días para que el presunto autor material y dos supuestos cómplices en la muerte de la argentina Gabriela Andrea Pedraza fueran detenidos. La pieza clave para dar con los sospechosos fue el teléfono celular de la víctima. Así lo informó la Policía a este Diario.

El pasado 10 de marzo, el cadáver de la mujer de 50 años y nativa de Córdoba, fue encontrado en estado de descomposición, dentro de una cisterna de la casa que alquilaba en el balneario de Ballenita, provincia de Santa Elena. Tenía siete días desaparecida.

Un investigador de la Dirección Nacional de Delitos Contra la Vida y Muertes Violentas (Dinased) confirmó a este Diario que los detenidos son dos hombres y una mujer y que su captura ocurrió entre la noche del viernes y la madrugada del sábado en la provincia de Santa Elena.

Los tres sospechosos fueron puestos a órdenes de las autoridades, que decomisaron un celular.
Los tres sospechosos fueron puestos a órdenes de las autoridades, que decomisaron un celular.Cortesía

El policía además reveló que Darwin Floreano, el presunto asesino, luego del hecho criminal entregó el celular de la víctima a una prima y esta lo vendió en 70 dólares a otra persona. Los tres están detenidos.

“Rastreamos el teléfono en tiempo y espacio. Él (Floreano) fue a la casa de la extranjera para que le dé masajes, era la tercera vez que acudía. Al parecer andaba enamorado de ella y, como no le hacía caso, la mató”, manifestó el uniformado.

El presunto autor material, de 31 años, y la persona que compró el aparato fueron detenidos en el cantón La Libertad, mientras que la allegada del principal sospechoso, en el balneario de Salinas.

La autopsia al cadáver de la argentina reveló que su muerte ocurrió tras recibir un golpe con un objeto contundente en la cabeza y que cuando fue encontrado ya había pasado ocho días de su muerte.

El capitán Andrés Valdiviezo, jefe de la Dinased de Santa Elena, dijo que el crimen presuntamente se debió a un hecho sentimental.
El capitán Andrés Valdiviezo, jefe de la Dinased de Santa Elena, dijo que el crimen presuntamente se debió a un hecho sentimental.jOFFRE LINO

El capitán Andrés Valdiviezo, jefe de la Dinased de Santa Elena, dijo que el crimen presuntamente se debió a un hecho sentimental, en vista de que Darwin Floreano habría estado enamorado de la extranjera y que la contrató para que le diera masajes.

El oficial afirmó que se hizo la investigación mediante cámaras para el seguimiento de los pasos que dio el sospechoso, luego de conocerse el hallazgo del cadáver y que personal de la Dinased trabajó con la Fiscalía y la Gobernación para el seguimiento del individuo.

EN ARGENTINA
Aún no han sido sepultadas sus cenizas


Tras la muerte de la cordobesa, dos de sus hijos y un hermano llegaron a Ecuador para asentar la denuncia y repatriar sus restos. Por el estado de descomposición, el cadáver fue cremado y llevado a su tierra natal el pasado 24 de abril en un vuelo humanitario de la Fuerza Aérea Argentina, pero debido a la emergencia sanitaria por la pandemia de COVID-19 aún no ha sido sepultada en un cementerio.

“Junto a mi hermano y mi tío estuvimos mes y medio en Ecuador. Primero nos hospedamos en el hostal de una amiga de mi mamá, luego en un departamento, en Salinas. Gracias a la ayuda del consulado argentino en Guayaquil, pudimos regresar a nuestro país y traer las cenizas de mi mamá; aún las tenemos en la sala de mi casa”, comentó David Ludueña Pedraza, el segundo de los cinco hijos de la fallecida.

El extranjero dijo que confiaron en que la Policía y la Fiscalía del Ecuador iban a dar con los responsables de la muerte de su progenitora.

“La noche del 11 de marzo nos llamaron para decirnos que a mi madre la habían encontrado muerta. Ayer (noche del viernes) recibimos una llamada alentadora. Habían detenidos al hombre que la habría
El pasado 24 de abril, David e Isaac Ludueña, hijos de la fallecida, trasladaron las cenizas a su natal Argentina.
El pasado 24 de abril, David e Isaac Ludueña, hijos de la fallecida, trasladaron las cenizas a su natal Argentina.Cortesía
TE RECOMENDAMOS