“¡La manejó a su antojo!”

Exclusivo
Actualidad

“¡La manejó a su antojo!”

Para Vicente Egas, su sobrina fue “víctima de un vividor” durante un año y medio.

Foto de Sistema Granasa
El crimen ocurrió el miércoles 26 de septiembre. Las víctimas estaban atadas y amordazadas.Christian Vinueza

Vicente Egas, tío de Olga Vanessa Egas Cruz, define a su sobrina como una persona tranquila y sociable que, en ocasiones, es rebelde.

Para él, Vanessa actuó de manera inconsciente como si fuera el instrumento de un ‘vividor’. En este caso, dijo, el autor material e intelectual de los asesinatos es otro y su sobrina sería solo una víctima. “Él la manejó a su antojo durante un año y medio”, aseguró.

El doble crimen ocurrió la madrugada del miércoles 26 de septiembre, en una vivienda de la vía La Puntilla-Samborondón.

Egas informó que hasta el nombre del implicado en el crimen de su cuñada Olga Gabriela Cruz Fuentes, de 68 años, y el de su sobrina Estefanía Egas Cruz, de 26, es falso.

“El nombre de William Vladimir Ramón Calderón realmente es Willa, así consta en su cédula de identidad. Solo el hecho de ocultar sus verdaderos nombres genera dudas de la calidad de persona que es”, aseveró.

El allegado, y además abogado de la familia de las fallecidas y de la procesada, indicó que a las 09:00 del pasado 26 de septiembre, Ramón se presentó a comparecer a un tribunal en donde desde el 2015 le siguen una causa por microtráfico. A ese juzgado debe presentarse semanalmente. “Con seguridad quiso desvirtuar su culpabilidad en los asesinatos y por eso acudió”, refirió el familiar.

Según el pariente, Willa obligó a Vanessa a reclamar la herencia de su padre, fallecido en el 2010. “En la venta de la casa en Guayacanes, él se hizo pasar como su esposo. Incluso fue a la notaría representando a mi sobrina. Se gastó el dinero y ahora le exigía que reclame la herencia de su madre”, agregó.

Egas sostuvo que el sospechoso le quitaba la plata y se peleaba con su sobrina por horas o por días, y luego se reconciliaba con ella para que no reclame su dinero. “Es un vividor nato”, expresó.

En la graduación de Olga Vanessa como ingeniera en Marketing, Willa visitó la casa de sus familiares “por lo que conocía perfectamente la entrada y salida”.

Sostuvo que no puede asimilar cómo su sobrina aceptó que él le dijera “hay que desaparecer a tu mamá”.

Seguramente ella pensaba que no lo iba a hacer y por eso decía “ver para creer”. Su verdadera intención era “dejarla en la calle, sin dinero y quedarse con todo”.

El familiar argumentó que en un principio se resistía a creer que Olga Vanessa tuviera algo que ver, por lo que le pidió que diga toda la verdad y que colabore con la policía. “Finalmente, a las 21:00 de ese día, contó que Willa Ramón Calderón planificó todo”, recordó el pariente.

El abogado mencionó que aunque no tiene pruebas de que Ramón ingresó a la casa donde ocurrieron los asesinatos, se presume que él era la quinta persona, es decir quien estuvo en el carro.

Egas refirió que no se va a presentar ninguna acusación en contra de Olga Vanessa, “que la Fiscalía haga su trabajo; en cuanto a los asesinos, que les caiga todo el peso de la ley. En contra de ellos vamos a impulsar el proceso”.

Finalmente, Ramón Calderón fue vinculado al proceso la noche del miércoles.

Investigación

Huellas en carro involucrado

La Policía remitió un informe a la Fiscalía en el cual indica que en el vehículo involucrado en los hechos hay huellas dactilares que corresponden a un policía en servicio activo. “Queremos saber qué hacía el policía con este delincuente, hay muchas interrogantes que deberá responder”, dijo.

El allegado anotó que su versión sería un aporte para dar con el asesino y espera que la Fiscalía señale día y hora para que dé su testimonio.

Vicente Egas, tío de la procesada

“Vanessa era la engreída de mi hermano, su adoración. Siempre estaba pendiente de ella. La iba a dejar y a ver a la universidad, pienso que mi sobrina no superó su muerte y vio a este hombre como su protector”.