Exclusivo
Buena Vida

El hambre vs. las emociones

No confundas tu hambre con ataques de ansiedad.

comida
Tu dieta debe ser balanceada.PIXABAY

Sin duda, la pandemia es algo que cambio nuestros planes por completo y más de un miembro de la familia a pasado por un sinnúmero de emociones a lo largo de estos días de estrés. Muchas veces, estas emociones se traducen en ataques de ansiedad que desatan el picoteo y/o antojos.

Aunque hay estrategias para tener mayor control de la ansiedad por comer, hay que enfocarse en otro aspecto. "Muchas veces es algo que descuidamos, el amor propio. Si eres mamá, hija(o), papá y eres de quienes este mar de emociones le ha 'descuadrado' su alimentación o te sientes 'estancado' con tu objetivo de perder peso. Quiero decirte: no te juzgues, no te obsesiones, solo respira", dice Andrea Calle, nutricionista.  

Eres más que un número en la balanza

Nos han hecho creer que para ser “felices” tenemos que pertenecer a un prototipo de imagen. Por favor, no caigas en decisiones desmedidas de dietas restrictivas, consumir píldoras entre otras cosas que perjudican tu salud. Piensa que tener un estilo de vida saludable es para disfrutarlo y no padecerlo y no siempre es perfecto. 

Tips para despojarte de los pensamientos negativos 

- Valórate

Si te vienen pensamientos negativos responde con firmeza: “no, hoy no estoy de humor para que me malogres el día”. Háblate como si le hablaras a tu mejor amiga(o).

- Oblígate a ver las cosas desde un lado positivo

Si empiezas a renegar busca un enfoque distinto. Da la vuelta a tus pensamientos y busca el lado positivo de las circunstancias.

El aburrimiento se quita cuando piensas en hacer un platillo diferente cada día.

¡Bajar la 'panza' es posible sin soltar la 'leona'!

Leer más

- Haz ejercicio

Busca una actividad que te haga sentir bien, no por obligación, Al contrario, que sea por que lo disfrutas.

- Rodéate de gente que quieras y que te quiera

En la que puedas ser tu misma, sin sentir que no encajas

- No te compares con nadie

No te juzgues a ti misma, pero tampoco a los demás. Permítete ver más allá de las personas con las que te relacionas. Al final todos somos diferentes

Con esto, no quiero decir que descuides por completo tu alimentación, pero que no pasa nada si comiste por un impulso del momento o una experiencia reciente, somos humanos, solo respira y vuelve a retomar nuevamente tu alimentación habitual sin frustraciones. Para ayudarte a poder reconocer como saber cuándo es una sensación de hambre es real es decir fisiológica o mentira es decir, hambre emocional.

Hambre real
​• Estado de necesidad por carencia de nutrientes en el organismo. 
• Necesidad involuntaria, visceral, desagradable y dolorosa. 
• Proceso visceral e indiscriminado, se puede satisfacer con cualquier alimento.  
• Es detectado por el sistema nervioso atreves de receptores neuroquímicos. 
• Necesidad fisiológica de alimentarse, para conservar la vida.

Hambre emocional

• Conjunto de sensaciones que se localizan en boca y estómago. 

• Necesidad de alimentarse para dar placer al estómago. 

• Estado consiente, voluntario, condicionado por experiencias anteriores. 

alimentación saludable

Alimentos que no deben faltar en la dieta de tus hijos

Leer más

• Es más selectivo, dominable “me apetece comer...”, “prefiero tal cosa... “.

• El individuo recurre a alimentos específicos relacionadas con experiencias positivas anteriores.  

• Sensación placentera.

• Puede desequilibrarse por otros factores como: estado de ánimo, preocupación, estrés...

TE RECOMENDAMOS