Exclusivo
Buena vida

¿Sabías que tu personalidad se revela en el rollo de papel higiénico?

Este objeto indispensable del baño puede mostrar parte de los rasgos de tu personalidad, desde ser sumiso hasta líder, incluso ser dominante.

papel
Quienes cambian la posición del rollo en vivienda ajena... podría tener una personalidad dominante.Pixabay

La posición del papel higiénico, de la toalla, la ropa, el uso de la pasta dental, entre otros comportamientos dentro del baño, pueden evidenciar parte de los rasgos de tu personalidad, tales como: ser ordenado, espontáneo, disciplinado, ahorrativo...

Quien tiene más tendencia a ser organizada y pendiente de los detalles es la mujer, afirma la psicóloga Verónica Fonseca, quien señala que el sexo femenino por lo general emplea la pasta aplastando desde la parte más baja hacia arriba, para así evitar el desperdicio. En resumen ellas son más ahorradoras y administradoras con los elementos del hogar. Ellos, en cambio, toman el dentífrico de cualquier parte del tubo.

El estudio

Estudio científico

La doctora Gilda Carle, experta en relaciones, profesora, escritora, coach y orientadora estadounidense, realizó una encuesta a 2.000 personas, las que desarrollaron un test de personalidad e indicaron cómo colocaban el extremo del papel higiénico.

El resultado reveló que aquellos que enrollan el papel y dejan su extremo en la parte superior (es decir que prácticamente cae por encima), estos suelen ser adoptar roles de liderazgo y tomar las riendas de cualquier situación. Mientras que las personas que lo dejan por debajo revelarían una personalidad más sumisa y serían más agradables y flexibles.

La investigación de la experta en relaciones también evidenció que una de cada cinco personas cambian la posición del rollo en casas ajenas, lo cual se podría vincular a una personalidad muy dominante, así lo indicó el portal Rincón de la Psicología.

La psicóloga Fonseca coincide con la prueba y dice que el extremo caído por encima significa liderazgo, personas de iniciativa, con propuestas, que están a la vanguardia y enfrentan la vida. Y quienes lo dejan por debajo son simpáticos, más demandantes que ofertantes, obedientes.

Estos rasgos de no solo se apreciarían en la casa sino también en todo lugar donde esté el individuo, como el trabajo, la universidad, la calle.

TE RECOMENDAMOS