Exclusivo
Buena Vida

Terapias aliviadoras con saberes ancestrales

Usuarios pueden recorrer senderos sin zapatos y gritar para liberar toda la carga de su espíritu y después eliminar las toxinas con baños

terapias a
Al tomar los baños a vapor de cajón se mantiene el debido distanciamiento.Yadira Illescas

Tenía temor, pero confió. La terapista la acostó suavemente y después de pedirle que se acomodara de costado, le colocó una especie de solapa en la oreja para limpiarle el oído. Después de 40 minutos, María Herbas, de 66 años, salió tranquila y relajada.

La mujer, oriunda de Pelileo, llegó con sus hijos para tratarse la dolencia en el centro de terapia El Refugio, ubicado en Baños de Agua Santa, en la provincia de Tungurahua, donde ofrecen tratamientos alternativos como masajes terapéuticos, baños de barro, de vapor de hierbas en cajón, exfoliación corporal con semillas de uva, entre otras terapias.

Jorge Valderrama, quien es médico oriundo de Quito, optó por darse un baño de vapor y después recibir chorros de fría. Eso le sirve para limpiar el cuerpo, según acota.

“Desde hace cinco años que aprovecho de los beneficios de cada tratamiento. Recorrer los senderos sin zapatos y gritar a todo pulmón, permite liberar toda la carga del espíritu y después elimino toxinas en los baños de cajón”, explicó Valderrama.

Baños
Jorge Valderrama llegó desde Quito a tomar su baño a vapor y agua fría.Yadira Illescas

El baño de cajón también permite liberar las toxinas del cuerpo.

Para Sofía Fonseca, los baños de cajón a más de liberar toxinas también le permite exfoliar su piel, por ello suele darse este tipo de tratamiento.

“En la antigüedad, nuestras abuelas antes de llevarnos al médico primero nos hacían lavados o terapias con hierbas medicinales”, dijo María Augusta Castillo, administradora del centro terapéutico y son esos saberes tradicionales que aplican y fortalecen en cada persona que llega buscando un bienestar.

Este centro de terapias alternativas fue el primero en fundarse en Baños y en el país, en 2003, informó la administradora María Augusta Castillo.

La representante mencionó que en cada terapia se trata de manera integral a la persona, su mente, cuerpo y espíritu.

El secreto en cada terapia es utilizar hierbas medicinales que utilizaban en la antigüedad y las sembraban en sus huertos.

thumbnail_El recorrido por los senderos es otra de las opciones de terapias al aire libre (1)
Los asistentes pueden recorrer cada espacio y hacerlo sin calzado.Yadira Illescas

SENDEROS

En este establecimiento que cuenta con una extensión de 80 mil metros cuadrados, tratan de estar en armonía con la naturaleza y por eso, cada tratamiento es sustentable. Cuentan con senderos ecológicos donde la recomendación principal es quitarse los zapatos para tener contacto directo con la madre tierra.

En este centro han adecuado espacios para que las personas puedan meditar, gritar, llorar y así descargar todas las energías acumuladas aún más por este tiempo de pandemia. A estas áreas las han denominado: purgatorio, muro del grito, perdón y prosperidad.

“La mayoría hemos perdido a algún ser querido y tenemos muchas emociones encontradas y en el sendero se le da la oportunidad de desahogarse y conectarse nuevamente. En especial de dar gracias a la vida”, sostuvo la administradora María Castillo.

Son once los tratamientos que ofrecen en este centro en el cual predomina las prácticas ancestrales relacionadas a la medicina, realizadas por profesionales naturópatas y terapéuticos. (YIE)