Exclusivo
Deportes

Jorge Luis Cuesta: “Muero por comer un hornado con mote”

El tricolor recordó que tras su primer práctica en el Al Salt, en el camerino se iba a desvestir delante de todos, lo cual está prohibido en Jordania.

Jorge Luis Cuesta
El ecuatoriano Jorge Luis Cuesta milita en el Al Salt, de la primera división de Jordania.Cortesía

Un gol y una asistencia del delantero ecuatoriano Jorge Luis Cuesta en su debut con el Al Salt, de la primera división de Jordania (Asia), fue su carta de presentación para ganarse la titularidad en el equipo, se acopló de inmediato a sus nuevos compañeros, pero su “adaptación a la cultura árabe ha sido jodida”. La comida y las costumbres son diferentes a las de Ecuador.

En noviembre de 2019, el oriundo de Cuenca, Azuay, se convirtió en el primer tricolor en actuar en la liga jordana. Desde aquella fecha, Cuesta no ha podido comer su ‘jama’ preferida, el hornado con mote, porque en el islam (religión que predomina en Jordania) está prohibido ingerir carne de cerdo.

Aquí no comen chancho y sufro por eso, tengo tiempo que no lo pruebo (entre risas). El hornado con mote no se puede comer y ese era de los platos que más comía en mi tierra (Cuenca). Los mariscos tampoco hay. No he podido probar un encebolladito, pero son cosas manejables. A uno le toca adaptarse como profesional”, aseguró el atacante, de 28 años, en entrevista telefónica con Diario EXTRA.

Kylian Mbappé

Mbappé se perderá la reanudación de la Champions League

Leer más

Al ver que es “complicado conseguir comida de Ecuador” en Jordania, el exmundialista sub-20 con la Mini-Tri, en Colombia 2011, se aventuró a probar la gastronomía jordana y quedó encantado con el plato típico del país, el mansaf (un guiso de cordero sazonado con hierbas aromáticas), ya que el delantero aún tiene contrato con el club hasta diciembre de 2020.

Ante este panorama, Jorge Luis aseguró que puso en práctica sus habilidades en la cocina, porque quiere cuidar la ‘línea’ y mantenerse en forma para cuando se reanude la competencia, la cual se paralizó desde marzo pasado por la pandemia de coronavirus. Solo se jugó la primera fecha del torneo, partido en el que fue titular y comandó el ataque del Al Salt.

Jorge Luis Cuesta
El delantero ecuatoriano tiene contrato con el Al Salt, de Jordania, hasta diciembre de 2020.Cortesía

Para sentirse como si estuviera en casa, el azuayo se prepara su seco de pollo o bistec de carne, lo único que puede conseguir en Jordania.

“Es muy bueno el mansaf. La comida es un poco picante, pero me gusta. Sé cocinar porque vivo solo desde los 17 años. Como profesional no puedo comer todos los días en la calle, hay que cuidar la línea (sonrió). Acá estoy un poco limitado porque no hay todos los ingredientes, pero se hace lo que se puede. Te hago lo básico como el seco de pollo o bistec, eso lo aprendí desde casa”, recalcó el exjugador de Guayaquil City.

No puede comer tranquilo

Jorge Luis recordó que cuando un compañero del equipo lo invitó a comer a su casa se quedó ‘como loco’, debido a que no había una mesa para sentarse a comer. En Jordania las personas acostumbran a alimentarse sentadas en el piso.

A mí se me hace complicado porque soy muy alto (1,90 metros de altura) y se me hace ‘jodido’ moverme para coger la comida. Es incómodo. Cuando me tocaba comer parecía un robot (ríe). Me tengo que estar moviendo de lado a lado y cambiándome de posición. Por suerte en mi departamento sí tengo mesa (carcajadas). Ellos ponen un plástico en el piso y sobre eso se sientan”, explicó el delantero.

pretty-girl-fanatico-futbol-vaso-cerveza-manos-viendo-futbol-bar-deportivo_74906-1772

El fútbol volverá con los panas y un par de bielas, pero sin relajo

Leer más

Casi hace la ‘grande’

Cuesta recordó que después de su primer entrenamiento con sus nuevos compañeros fue hacia el camerino y casi se desnuda delante de todos porque se iba a duchar, práctica que es normal en el fútbol ecuatoriano y algunas ligas internacionales, pero que en Jordania no lo hacen.

Acá no se puede ver a otro hombre desnudo, es totalmente diferente la intimidad del camerino. Ese día me iba desvestir delante de todos, pero mi representante me advirtió. Acá cada uno se baña en una ducha privada y sale vestido. Incluso, algunos prefieren ducharse en sus casas”, dijo.

En casa no lo querían aflojar

Jorge Luis tenía claro que llegaba a un país desconocido para él. Comida, cultura, conflictos políticos y costumbres diferentes a las que vive el ecuatoriano, por esa razón su esposa, Lissette Arévalo, le dijo que lo pensará bien cuando le acercaron la oferta.

jeff-pérez

Jefferson Pérez mostró el mejor secreto de su casa

Leer más

Mi esposa al inicio estaba asustada y me dijo que estaba ‘loco’ si me iba a ese país (Jordania), ya que hay problemas, ‘te van a matar’, me dijo. Pero después analizamos la situación política y social que viven los árabes y nos dimos cuenta que no hay motivos para preocuparse. Por suerte todo es tranquilo acá”, explicó el tricolor.

Está ansioso por conocer a su hijo

Jorge Luis Cuesta aseguró que estar lejos de su esposa Lissette Arévalo y de su pequeño hijo, Emilio Alejandro, quien tiene seis meses de nacido, “ha sido lo más duro”, sobre todo, porque “porque muere de ganas” por regresar a Ecuador para conocer y cagar por primera vez a su primogénito.

El delantero cuencano aseguró que desde Jordania no ha podido encontrar un vuelo para volver a suelo azuayo, lleva meses buscando uno, por esa razón decidió volar hasta Túnez, país desde donde hay más tránsito aéreo.

Jorge Luis Cuesta
La esposa de Jorge Luis Cuesta, Lissette Arévalo, junto a su hijo Emilio Alejandro.Cortesía

“Tengo un hijo recién nacido que aún no lo conozco. Eso es lo que más me duele de todo lo que estoy pasando acá, por eso voy a regresar a Ecuador, porque muero por abrazarlo. No hay un solo día que no le haga videollamada a mi esposa para poder ver a mi hijo. La sensación de mirarlo por una cámara no es la misma que tenerlo en mis brazos”, mencionó.

TE RECOMENDAMOS