Exclusivo
Deportes

Exjugador del Deportivo Quito pide ayuda para recuperar moto

El volante venezolano Juan Alvarenga, que no pudo ser inscrito por los chullas en la segunda categoría, sufrió el robo cuando trabajaba como delivery

Juan-Alvarenga-Deportivo-Quito
El volante venezolano Juan Alvarenga jugó en el Deportivo Quito el año anterior. Su emprendimiento de venta de empanadas se vio afectado por la pandemia.ARCHIVO / EXTRA

Varios traspiés ha sufrido el volante venezolano Juan Alvarenga desde que inicio la pandemia de COVID-19. Su emprendimiento de venta de empanadas en un carrito en los exteriores del mercado de Iñaquito, al norte de la capital, con el que redondeaba los ingresos que recibía como jugador del Deportivo Quito, se vio afectado por el aislamiento debido a la crisis sanitaria.

Después, los chullas le informaron que no podía ser parte del plantel para el torneo de segunda categoría ya que la FIFA les sancionó con el impedimento de inscribir jugadores extranjeros. Y su idea de retomar el fútbol barrial, donde la pagaban por encuentro disputado, también quedó truncada por la suspensión de actividades por la crisis sanitaria.

Screenshot_20200916-140943_Facebook

Noboa: "Los patacones me llegan a la vena"

Leer más

Al ver que sus ingresos se terminaron, Alvarenga no se quedó de brazos cruzados y decidió realizar entregas a domicilio de las empanadas y también incursionar en el mundo de los repartos para varias empresas y también para particulares.

Poco a poco iba mejorando su situación pero la madrugada de este miércoles 16 de septiembre sufrió el robo de su motocicleta, cuando esperaba para efectuar un trabajo.

"Fue tipo 4 de la mañana. Una amiga me escribió para que le hiciera una carrera al aeropuerto, y fui a La Florida para recogerla. Me invitó a pasar a su casa, estuve unos 30 minutos máximo y cuando salimos me di cuenta que la moto no estaba", detalló Alvarenga a EXTRA.

Agregó que "inicié una caminata extensa buscando la moto por esa zona. Lo que me dijeron los vecinos que publicara papeles para buscarla. Mi moto no pasa de los $ 300, tiene muchos problemas".

El volante llanero hizo un llamado para que le ayuden a recuperar su fuente de movilización con la que logró generar ingresos. 

"Ese es mi único instrumento de trabajo, estoy con las manos atadas, me agarró en el peor momento", detalló el futbolista y agradeció "a la hinchada del Deportivo Quito que me ha ayudado a publicar mi denuncia en redes sociales con la esperanza de recuperar mi moto".

TE RECOMENDAMOS