Exclusivo
Opinión

Editorial: Drama del Astillero por la final

Desesperación, angustia, impotencia, enojo, alegría. Estos y otros sentimientos experimentaron los hinchas de Emelec y Barcelona en las últimas fechas de la segunda etapa de la LigaPro que esta noche termina en su jornada 15 con dos partidos que no serán buenos para los que sufren del ‘guacho’.

Barcelona, con más opciones que su hermano del barrio del Astillero, tiene un pie en la final del torneo ecuatoriano de fútbol para disputar la corona contra Liga de Quito, clasificado con anticipación. Para esto, el Ídolo necesita un empate ante Universidad Católica.

Pero lo hermoso de este deporte es que a nadie se lo puede dar por ‘muerto’ hasta que terminen los 90 minutos, por eso los aficionados a Emelec no pierden las esperanzas de que el Bombillo le anote más de tres goles al Olmedo y que el Ídolo pierda en Quito, para instalarse en la ronda decisiva, contra todo pronóstico, ante la U capitalina. 

Esta definición por el cupo a la final, así como los duelos de ida y vuelta por el cetro máximo, a jugarse el 23 y 29 de diciembre, representan una válvula de escape para los ciudadanos en este convulsionado 2020.

TE RECOMENDAMOS